La cirugía bariátrica reduce la muerte en las personas obesas con diabetes

La cirugía bariátrica reduce la muerte en las personas obesas con diabetes
19 de octubre de 2018 HOSPITAL VALL D'HEBRON - ARCHIVO

MADRID, 19 Oct. (EUROPA PRESS) -

Las personas con diabetes y obesidad grave que se sometieron a una cirugía bariátrica tenían un 40 por ciento menos probabilidades de sufrir un ataque cardiaco o un accidente cerebrovascular dentro de los cinco años que las que tenían la atención médica habitual para su diabetes, según un estudio reciente publicado este martes en 'JAMA'.

Durante el mismo periodo, los que se sometieron a una cirugía también tuvieron más de un tercio menos de probabilidades de desarrollar enfermedades del corazón y dos tercios menos de morir por cualquier causa. Esta investigación se realizó en cuatro sistemas de la Red de Investigación de Sistemas de Atención Médica: Kaiser Permanente en Washington, el norte de California y el sur de California, y el Instituto HealthPartners en Minnesota, todos ellos en Estados Unidos.

Los hallazgos son importantes porque alrededor de 30 millones, más del 9 por ciento de los adultos estadounidenses, padecen diabetes tipo 2, según la Asociación Americana de Diabetes. Con el tiempo, la enfermedad tiende a empeorar, lo que eleva los riesgos de patologías de los grandes vasos sanguíneos (ataque cardiaco, accidente cerebrovascular y enfermedad cardiaca) y de muerte.

Alrededor de una de cada tres personas con diabetes tipo 2 presenta un índice de masa corporal (IMC) de al menos 35 kg/m2 y, según las directrices de los Institutos Nacionales de la Salud, la enfermedad más ese grado de obesidad las hace candidatas para la cirugía bariátrica. La cirugía bariátrica incluye diferentes operaciones que ayudan a las personas a perder peso al hacer cambios en su sistema digestivo.

"Para la mayoría de las personas con diabetes y obesidad severa, los cambios en el estilo de vida y los medicamentos pueden no tener éxito en reducir significativamente esos riesgos --apunta el internista y autor correspondiente David Arterburn, investigador principal del 'Kaiser Permanente Washington Health Research Institute'--. Así que estamos entusiasmados con nuestros resultados, que sugieren que la cirugía bariátrica puede reducir los nuevos casos de ataque cardiaco y accidente cerebrovascular, y el riesgo de muerte por todas las causas".

Los miembros del mismo equipo de investigación habían demostrado que la diabetes entra en remisión a largo plazo (durante un promedio de 7 años) para aproximadamente la mitad de las personas que se someten a un bypass gástrico, uno de los procedimientos bariátricos más comunes.

LA MITAD DE RIESGO DE ENFERMEDADES DE LOS VASOS SANGUÍNEOS PEQUEÑOS

El mes pasado en 'Annals of Internal Medicine', estos investigadores también informaron que las personas con diabetes que se someten a cirugía bariátrica tienen la mitad del riesgo de enfermedades de los vasos sanguíneos pequeños de los pies, manos, riñones y ojos dentro de los primeros cinco años después de la cirugía, en comparación a la atención médica habitual para la diabetes.

El nuevo estudio incluyó a 5.054 pacientes de Kaiser Permanente y 247 de HealthPartners con diabetes y obesidad severa (un índice de masa corporal o IMC de al menos 35 kg/m2) que recibieron cirugía bariátrica. También incluyó a un grupo de control pareado de casi 15.000 pacientes que tenían características similares pero que recibieron atención médica habitual para su peso y diabetes en lugar de cirugía bariátrica.

"El gran tamaño de nuestro estudio aporta poder estadístico para examinar resultados de salud importantes", afirma el autor principal, Stephen Sidney, director de clínicas de investigación en la División de Investigación de Kaiser Permanente en el norte de California. "Otro punto fuerte es el largo seguimiento y la información integral de nuestros sistemas de atención médica, que brindan atención y cobertura integradas", añade.

Pero el estudio es observacional, no es un ensayo clínico aleatorizado, por lo que no puede demostrar de manera definitiva que la cirugía bariátrica haya provocado la disminución de las tasas de ataque cardiaco, accidente cerebrovascular, enfermedad cardiaca y muerte.

"Lo ideal sería que los ensayos clínicos aleatorios confirmaran (o refutaran) nuestros hallazgos", afirma el cirujano bariátrico y primer autor David P. Fisher, quien fue presidente interregional de Cirugía Bariátrica en Kaiser Permanente antes de su reciente retiro. "Pero ese tipo de ensayos son costosos y difíciles de realizar, y probablemente no podrían hacerse con suficientes pacientes para evaluar estos resultados relativamente raros", añade.

"Nuestros resultados se suman a la evidencia que debe informar las conversaciones entre las personas con diabetes y obesidad severa y sus proveedores de atención médica sobre los beneficios y riesgos potenciales de la cirugía para bajar de peso --apunta Arterburn--. Esperamos que esto les ayude a tomar decisiones más informadas sobre su atención".

Contador