23 de febrero de 2015

La biopsia por fusión garantiza un 90% de éxito en los primeros meses de tratamiento del cáncer de próstata

Método innovador para detectar de manera más eficaz qué zonas son más proclives a padecer un tumor

   MÁLAGA, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

   El Centro Internacional de Criocirugía y Criomedicina (ICCC), con sede central en Málaga capital, ha realizado un primer balance tras nueve meses de práctica de la biopsia por fusión, una técnica revolucionaria e innovadora que garantiza un 90 por ciento de casos de éxito en los primeros seis meses en el diagnóstico del cáncer de próstata.

   El equipo médico liderado de este centro ha realizado un total de 32 biopsias en pacientes de entre 47 y 71 años, comprobándose en revisiones posteriores una notable mejora en la calidad de vida de los mismos y en un diagnóstico más seguro y fiable.

   "El balance no puede ser más positivo ya que la reducción del número de punciones y la precisión de la técnica nos hace tener unos niveles de casos de éxito siempre por encima del 90 por ciento", ha asegurado, a través de un comunicado, el director médico del ICCC, Pedro Torrecillas

   Así, este método consiste en la realización de la biopsia de próstata mediante la llamada técnica de fusión. En estas biopsias también se consigue de forma paralela practicarle al paciente un test genético que indica, sobre todo en varones más jóvenes, el nivel de gravedad del tumor.

   La biopsia se realiza después de practicar una nueva modalidad de resonancia denominada Resonancia Magnética Multiparamétrica, por la que se consiguen imágenes que determinan aquellas zonas de la próstata en las que existe una posible certeza de que haya células cancerosas.

   El nuevo sistema de biopsia por fusión indica dónde se debe realizar la punción para la biopsia con una precisión "infinitamente superior". "El hecho de que esta técnica haya tenido estos resultados tan positivos, nos hace pensar que es el camino más adecuado para mejorar el diagnóstico. Málaga se convierte en referencia en este tipo de sistema, dando un paso muy importante en la detección de tumores de próstata", ha apuntado Torrecillas.

   Esta modalidad de biopsia, conocido como biopsia por fusión, ya se está realizando en el London College Hospital y en el Princess Grace Hospital, ambos de Londres (Inglaterra).

CÁNCER DE PRÓSTATA

   El cáncer de próstata fue el primero que se benefició del tratamiento de la criocirugía, autorizado en los años 90 por la Food and Drug Administration (FDA) de Estados Unidos, se puede realizar tanto en paciente de alto y bajo riesgo, como con enfermedad extendida o cáncer localizado.

   El tratamiento se realiza con anestesia epidural en quirófano, durante 90 minutos, y el paciente recibe el alta dentro de las 24 horas. La gran ventaja de la criocirugía en el cáncer de próstata es que, siendo un tratamiento mínimamente invasivo, tiene "una altísima tasa de curación sin secuelas como la incontinencia urinaria", ha destacado Torrecillas.

   El diagnóstico del cáncer de próstata solo puede confirmarse mediante biopsia. La modalidad de biopsia por fusión permite asimismo diagnosticar de manera mucho más eficaz y segura, incluso cuándo el cáncer está en una fase inicial o solo afecta a una pequeña zona de la próstata, lo que en medicina se conoce como cáncer focal.

   También permite tratar de forma radical el cáncer focal, pero conservando el resto de la glándula mediante la criocirugía, como método de tratamiento del cáncer, preservando al paciente de secuelas sexuales aunque sean temporales.

Para leer más