14 de febrero de 2019

66.000 niños en España no tienen asignado ningún médico

66.000 niños en España no tienen asignado ningún médico
JCCM/EUROPA PRESS - ARCHIVO

MADRID, 14 Feb. (EUROPA PRESS) -

Unos 66.000 niños en España no tienen asignado ningún médico en su centro de salud, según ha avisado la presidenta de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap), Concha Sánchez Pina, con motivo del 16 Congreso de Actualización en Pediatría, que estos días se celebra en Madrid.

Además, ha denunciado que en la actualidad hay vacantes, al menos, 62 plazas de Pediatría, que "no se quieren ocupar" por las "pésimas condiciones laborales". "La situación actual es un desastre. Hay muchísimos niños en España que tienen que acudir a Urgencias o a otros servicios porque no tienen asignado un pediatra o un médico de familia, y esto desgraciadamente no es una prioridad para las autoridades sanitarias", ha dicho la doctora Sánchez Pina.

Entre las comunidades autónomas con más problemas para cubrir las plazas destaca Madrid, con más de 18 plazas (rurales y urbanas) vacantes, además de 13 reducciones de jornada sin cubrir, lo que supone que no hay un pediatra desde las 18.00 horas. Asimismo, la Comunidad Valenciana cuenta con 15 plazas vacantes; Castilla y León 7 plazas en zonas rurales de León y Burgos; en Andalucía hay al menos 4 plazas vacantes en Granada, 2 en Cádiz, 4 en Almería y 7 en Sevilla; en Cantabria hay 4; en Asturias, 3; en Extremadura, 2; en Guadalajara 2; y una en el País Vasco.

Del mismo modo, y aludiendo a datos del Sistema de Información de Atención Primaria SIAP, del Ministerio de Sanidad, la media de niños por pediatra en Atención Primaria es de 1.162 en Madrid, 1.139 en Cataluña y 1.113 en Baleares, cifras semejantes a las que hay en Castilla-La Mancha, Extremadura o Andalucía. En este punto, la presidenta de la AEPap ha recordado que los pediatras deben tener menos de 1.000 niños asignados para asegurar que el profesional dedica suficiente tiempo a cada uno.

"Los profesionales de Pediatría estamos enfadados, indignados y muchos son los que huyen de la Atención Primaria", ha lamentado la doctora Sánchez Pina, tras recordar, con motivo de la celebración del Día de San Valentín, que los pediatras están "enamorados" de su profesión y la vocación que tiene les hace salir de los hospitales para estar más cerca de los niños, si bien sus condiciones laborales son un "desastre".

LOS PEDIATRAS AHORRAN COSTES AL SISTEMA Y MEJORAN LA SALUD INFANTIL

Dicho esto, la experta ha aludido a los resultados de la segunda 'Revisión Sistemática sobre qué profesional es el más adecuado para atender a la población infantil en Atención Primaria', elaborada por el grupo de Pediatría Basada en la Evidencia de la AEPap y de la Asociación Española de Pediatría (AEP), y que van a ser presentados durante la celebración del congreso.

En este trabajo, tal y como ha informado, se han analizado más de 1.150 artículos médicos internacionales publicados entre enero de 2009 y mayo de 2018, concluyendo que los pediatras son los profesionales que proporcionan una atención sanitaria de "más calidad" a los niños, en comparación con los médicos de Atención Primaria.

Al mismo tiempo, el trabajo ha evidenciado que los pediatras suelen hacer un mejor uso de los antibióticos y psicofármacos a los niños, favorecen la cobertura vacunal, tienen un mejor conocimiento y aplicación de las diferentes actividades de detección precoz de las enfermedades, y la derivación al especialista suele ser menor.

"Todas estas actuaciones mejoran la salud de la población infantil y ahorran costes al sistema sanitario, por lo que las autoridades sanitarias deberían dar prioridad a este tema", ha dicho. De hecho, la organización ya se ha reunido con la ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, con el Foro de Atención Primaria, así como con los grupos parlamentarios del Congreso para pasar "ya a la acción" y revertir los problemas que actualmente tiene el sector de la Pediatría en España.

ABUSO SEXUAL EN LA INFANCIA, CIBERADICCIONES Y ALTERACIONES DEL SUEÑO

Estos asuntos van a ser abordados a lo largo del congreso, al que van a asistir más de 830 pediatras de toda España, así como la problemática de los abusos sexuales en la infancia, las ciberadicciones en niños y adolescentes y los problemas que conllevan las alteraciones del sueño, entre otros.

En relación al abuso sexual en los niños, la especialista en situaciones de violencia en la infancia de la AEPap, Narcisa Palomino, ha comentado que proteger a la infancia de la violencia es una asignatura "pendiente" que, como profesionales garantes de los derechos de los menores deben resolver.

Se estima que uno de cada cinco niños menores de edad va a sufrir un abuso durante su infancia y adolescencia, si bien en la mayoría de los casos no se conocen hasta que no cumplen la treintena. Por ello, la experta ha subrayado la importancia de que los pediatras estén alerta en las consultas para detectar un posible caso.

Algunos de los signos que pueden hacer sospechar son las alteraciones del carácter, del estado de ánimo, del sueño, psicosomáticas, físicas o reducción del rendimiento escolar. "La formación de los profesionales todavía es escasa, hay que evitar las propias creencias erróneas y tener en cuenta que las leyes nos obligan a poner en conocimiento de la autoridad la sospecha de un acto delictivo", ha apostillado.

Para detectar los casos, prosigue, hay que tener en cuenta también que entre el 65 y el 85 por ciento de los casos de abuso sexual en la infancia son intrafamiliares y, de hecho, es frecuente encontrar la violencia sexual contra os menores en un contexto de violencia de género. "En cualquier caso, hay que seguir unas claves, como creer al niño cuando relata una experiencia traumática, animarlo para que hable, pero sin forzarlo, y, ante una sospecha, poner en marcha de manera inmediata y urgente las medidas que conduzcan a la protección necesaria", ha sentenciado.

Finalmente, la coordinadora del congreso, María Jesús Esparza, ha informado de que a lo largo del encuentro se va a destacar la importancia de que los pediatras de Atención Primaria aborden el problema de las ciberadicciones en los niños y adolescentes, ya que provocan importantes problemas de salud, como por ejemplo, sueño, ansiedad, ira o agresividad.

"También vamos a hacer alusión al tema de las vacunas, recordando que los padres que no vacunan a sus hijos no son frívolos, sino que buscan lo mejor para sus hijos, pero lo hacen a través de Internet y se están equivocando. Además, se va a subrayar la importancia de abordar las alteraciones del sueño porque son acarrean problemas totalmente prevenibles", ha zanjado la doctora Esparza.