27 de marzo de 2006

Zapatero apuesta por un investigación con células madre "con rigor", pero sin renunciar "a los frenos artificiales"

Destaca el "apoyo decidido" del Gobierno andaluz en este campo con el Cabimer, el mayor centro estatal en este tipo de investigaciones

SEVILLA, 27 Mar. (EUROPA PRESS) - El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, apostó hoy por impulsar la investigación biomédica con células madre en España siempre bajo el paraguas de ordenamiento jurídico "y de la más rigurosa moral y ética", si bien sostuvo que este campo de la experimentación no puede verse sometido "a los frenos artificiales impuestos", ya que, en su opinión, ello "frena el progreso". Tras su recorrido por las instalaciones del Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa (Cabimer), el mayor centro estatal en este tipo de investigaciones y que está ubicado en el Parque Tecnológico Cartuja 93 de Sevilla, Zapatero defendió que las leyes y los trabajos de investigación que en el conjunto de España se están emprendiendo "toman en consideración el Convenio de Oviedo", al tiempo que quiso dejar claro que "nada puede ser más moral y ético que cuidar al enfermo y evitarle su enfermedad y dolor". El presidente del Gobierno central destacó que España "tiene una tradición consolidada" en investigación, recordó las figuras de Ramón y Cajal y Severo Ochoa, subrayó que cualitativa y cuantitativamente dispone por ello de un "espacio de reconocimiento" en este campo y quiso dejar claro que en sus consideraciones no olvida "la dignidad moral y ética" en todo lo concerniente a la investigación genética, "aunque sin renunciar al progreso por unos frenos artificiales impuestos". De esta forma, se refirió al "cambio de timón" que su Ejecutivo ha emprendido en estos dos años de Gobierno "para modificar leyes que tenían encorsetado algo tan vital como es la investigación". Respecto la situación actual de la masa científica en España, alabó el "prestigio" de los investigadores españoles, así como el "futuro prometedor" de los jóvenes investigadores, a lo que animó en su empeño por hacer avanzar estos trabajos de experimentación en el país y hacer de España "uno de los países a la cabeza mundial en estas investigaciones". "En esa tarea estamos y por ello hay que incentivar a estos investigadores con unas retribuciones dignas y a la altura de lo que España es hoy", continuó Zapatero, quien recordó el "esfuerzo" que en materia presupuestaria ha dedicado su Gobierno en los últimos dos años "con un incremento presupuestario de un 30 por ciento para la investigación". Al hilo de ello, estimó que, "tal cual va la economía, creo que podremos aumentar el porcentaje de presupuesto dedicado a innovación e investigación". PAPEL "PIONERO" DE ANDALUCIA Y ESPERANZA DE LOS TRABAJOS En cuanto al papel desempeñado por Andalucía en todo este proceso, Zapatero recalcó su "apoyo decidido" para con estos investigadores y sus trabajos, lo que, en su opinión, le ha valido "un reconocimiento merecido" y el que Andalucía se haya colocado como "pionera en estas investigaciones". "Es un reconocimiento merecido y simplemente la constatación de un hecho, sin querer por ello hacer de menos a otras comunidades", aclaró. Por último, el presidente del Gobierno español tuvo palabras de "agradecimiento" a científicos que, "como el profesor Bernat Soria, tiene puesta su ilusión en esta iniciativa" --el Cabimer--, recordó su "compromiso con los españoles" en estas cuestiones y aseguró, por ello, que su Gobierno "mantendrá su apoyo en este campo que concita una poderosísima esperanza para paliar muchísimas enfermedades que hasta hoy se han resistido". Por su parte, el presidente del Ejecutivo andaluz, Manuel Chaves, recordó que el Cabimer "es la culminación de un proceso iniciado hace más de cuatro años", recalcó el "apoyo" y el "respaldo" del Gobierno de Zapatero y señaló que la apuesta de Andalucía por este tipo de investigaciones surgió "cuando algunos científicos españoles se encontraban con dificultades y carentes del amparo legal necesario para desarrollar sus trabajos", en clara alusión al profesor Bernat Soria cuando partió hacía Singapur para proseguir con sus investigaciones. BERNAT SORIA: "ES LA HORA DE LA CIENCIA EN ESPAÑA" De esta forma, destacó que Andalucía "fue la primera comunidad que legisló en este sentido". Por su parte, Bernat Soria, que reconoció "el aumento presupuestario" destinado a investigación celular, abogó por potenciar las patentes en España hasta alcanzar "diez veces más de lo que se patenta actualmente en España". "Es la hora de la ciencia en España y de Andalucía", afirmó En el Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa trabajarán unos 20 grupos de investigación integrados por más de cien expertos en biomedicina. En el se desarrollarán proyectos de investigación relacionados con la biología celular y molecular, la señalización celular, la medicina regenerativa, las células troncales y la terapia celular. CARACTERISTICAS DEL CABIMER Además, constituirá "un pilar fundamental" del Programa Andaluz de Terapia Celular y Medicina Regenerativa y dispondrá de una superficie total de 9.148 metros cuadrados, distribuidos en dos plantas propiedad del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), lo que ha supuesto un coste superior a los ocho millones de euros. A ello se suma la inversión realizada en infraestructuras hasta el momento que asciende a 8,5 millones. De esta última cantidad, la Consejería de Salud aportará 5.250.000 euros, la de Innovación, Ciencia y Empresa 2.250.000 euros, y el millón restante será invertido a partes iguales por las dos universidades sevillanas. En cuanto al aparataje tecnológico, éste ha supuesto una inversión de 8,5 millones de euros. El objetivo de los estudios que se desarrollarán en estas instalaciones estriba en que puedan generarse nuevas herramientas terapéuticas y diagnósticas transferibles al sistema sanitario para combatir enfermedades como la diabetes, el cáncer, las dolencias cardiacas o las relacionadas con el sistema inmunológico. Se estima que cuando el Cabimer se encuentre a pleno rendimiento trabajarán en el mismo cerca de 200 profesionales, entre investigadores y técnicos. En concreto, el centro incorporará en torno a 20 grupos de investigación, siendo una de sus funciones la de promover la colaboración entre la administración central y autonómica en esta área estratégica de la biomedicina. SEGURIDAD EN LAS CONDICIONES DE INVESTIGACION Además, garantizará que las investigaciones se realicen bajo condiciones de calidad, seguridad y respeto a los principios éticos, impulsar la formación de investigadores y el intercambio de conocimiento y organizar reuniones científicas relacionadas con esta actividad El objetivo de estos estudios es que puedan generarse nuevas herramientas terapéuticas y diagnósticas transferibles al sistema sanitario para combatir enfermedades como la diabetes, el cáncer, las dolencias cardiacas o las relacionadas con el sistema inmunológico. Dirigido por el profesor Bernat Soria, en el centro trabajarán conjuntamente investigadores procedentes de todas las instituciones firmantes y profesionales de la sanidad pública andaluza, con el fin de desarrollar una investigación de excelencia en biología celular y molecular, así como en el ámbito de las células madres y la medicina regenerativa. Además de promover la colaboración entre la administración central y autonómica en esta área estratégica, el Cabimer garantizará que las investigaciones se realicen en todo momento bajo condiciones de calidad, seguridad y respeto a los principios éticos; impulsará la formación de los investigadores y el intercambio de conocimiento con otros centros, y organizará reuniones científicas cuya temática esté relacionada con su actividad.