23 de marzo de 2006

Salgado presenta el Plan de Calidad del SNS, un proyecto dotado de 65 millones de euros

Salgado presenta el Plan de Calidad del SNS, un proyecto dotado de 65 millones de euros

MADRID, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Sanidad, Elena Salgado, presentó hoy el Plan de Calidad para el Sistema Nacional de Salud, un proyecto dotado con 65 millones de euros que incluye 189 medidas concretas para incrementar la cohesión del sistema, garantizar la equidad en la atención sanitaria con independencia del lugar donde residan los pacientes, y asegurar que esa atención sea de la máxima calidad, incrementando para ello las medidas de seguridad.

Salgado recordó en rueda de prensa que el plan, que ha sido remitido a las Comunidades Autónomas, sociedades científicas y asociaciones de pacientes, fue compromiso del presidente del Gobierno en su discurso de investidura y ratificado en la II Conferencia de Presidentes.

El documento establece seis grandes áreas de actuación, 12 estrategias y 41 objetivos, que se realizarán en colaboración con las Comunidades Autónomas, los profesionales, los agentes sociales interesados y los pacientes, a quienes Salgado definió como el "motor" de este plan. El objetivo, añadió la ministra, es "construir una alianza en pro de la mejora continuada de la calidad de nuestro Sistema Nacional de Salud". En este sentido, explicó que no se trata de sustituir ni duplicar las actuaciones que en esta materia desarrollan las Comunidades Autónomas, sino poner a su disposición una serie de herramientas e iniciativas para apoyar la labor que están realizando y aunar esfuerzos.

MEJORA DE LA SEGURIDAD DE LOS PACIENTES

El Plan se estructura en seis grandes áreas: protección, promoción de la salud y prevención, fomento de la equidad, recursos humanos, excelencia clínica, uso de las nuevas tecnologías y aumento de la trasparencia del sistema.

Uno de los grandes objetivos del proyecto, según explicó Salgado, es mejorar la seguridad de los pacientes. En esta materia, el plan incluye acciones para aumentar la cultura de seguridad entre los profesionales sanitarios, así como la publicación del primer Estudio Nacional de Efectos Adversos (ENEAS), que se presentará en el plazo de un par de semanas. Salgado adelantó que dicho estudio ha incluido el análisis de casi 6.000 historias clínicas de todas las Comunidades Autónomas. De él se desprende que España se sitúa a un nivel medio respecto a los efectos adversos en relación a Europa, con un 8,5 por ciento (en Europa se sitúa entre el 4 y el 14 por ciento). Por ello se plantea la puesta en marcha de medidas para implantar prácticas seguras en ocho áreas de relevancia, en especial, la prevención de efectos adversos de la anestesia, de las infecciones en centros sanitarios o de los errores debidos a la incorrecta administración de fármacos. También se plantea la celebración de una Conferencia Internacional sobre Seguridad de los Pacientes o la puesta en marcha de un sistema nacional de notificación de efectos adversos.

OTRAS MEDIDAS

El Plan incluye medidas sobre acreditación y auditoría de centros sanitarios, e incide en la necesidad de llevar a cabo una evaluación permanente de las tecnologías sanitarias. También se incluyen medidas para reforzar los servicios de sanidad exterior y los sistemas de vigilancia epidemiológica para hacer frente a los riesgos de una posible pandemia de gripe aviar. Además, se refuerzan las actuaciones de vigilancia y control de la salud ambiental, y se enumeran medidas preventivas en temas como la obesidad, el consumo excesivo de alcohol entre los jóvenes o los accidentes domésticos, previendo el impulso de Atención Primaria en estas áreas.

A su vez, la atención de pacientes que sufren enfermedades de alta prevalencia se aborda mediante la elaboración entre 2006 y 2007 de las Estrategias del Cáncer (se presentará el próximo miércoles ante el Consejo Interterritorial), diabetes o salud mental. Asociado a ello se elaborarán guías de práctica clínica y estudios específicos sobre calidad de vida de pacientes que han sufrido alguna enfermedad o tratamiento, como los trasplantados o las pacientes que han sufrido una mastectomía. En cuanto a las enfermedades raras, se fomentará la investigación sobre estas patologías con la creación por parte del Instituto de Salud Carlos III de un CIBER destinado a este tema.

Otro aspecto del plan pretende, según Salgado, reducir las inequidades en salud, en especial por razón de género. En cuanto a la política de recursos humanos, se quieren fortalecer las unidades docentes y el programa de formación de residentes, con becas para formación en centros de alta tecnología o el apoyo a estancias en centros públicos de excelencia. Por último, se dedica un apartado a acciones destinadas a dotar de más trasparencia al sistema, con la creación de un Banco de Datos del SNS.

Salgado explicó que el Plan será evaluado de forma global al término del segundo año de vigencia e incluirá encuestas a ciudadanos, pacientes y profesionales. También está prevista la convocatoria anual de Premios de Calidad que reconozcan a instituciones, centros, equipos y servicios que se hayan distinguido por realizar actividades de mejora en la calidad de los servicios ofrecidos, dotados con alrededor de 50.000 euros.