7 de enero de 2015

PSOE acusa a Sanidad de no incluir la hepatitis C en su reunión con las CCAA la próxima semana

PSOE acusa a Sanidad de no incluir la hepatitis C en su reunión con las CCAA la próxima semana
EUROPA PRESS

MADRID, 7 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El PSOE ha acusado al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad de no incluir la problemática con el acceso en España a los tratamientos de última generación para la hepatitis C en el orden del día de la reunión que mantendrá la próxima semana con las comunidades en el marco del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS).

   El encuentro está previsto para el miércoles 14 de enero y, según ha aseverado este miércoles la secretaria de Sanidad del partido y consejera del ramo en Andalucía, María José Sánchez Rubio, tras la Comisión Ejecutiva Federal del PSOE, en el orden del día que les ha remitido el Ministerio no se incluye ningún punto relacionado con la hepatitis C a pesar de las continuas protestas que se están produciendo estos días, por parte de los pacientes y las diferentes formaciones políticas.

   De hecho, la semana pasada Sanidad anunció que trabajaba en un Plan Estratégico con el objetivo de extender progresivamente el tratamiento combinado frente al virus que, sin embargo, parece que no será tratado en dicha reunión.

   Sánchez Rubio ha avanzado en rueda de prensa que tanto la comunidad andaluza como Asturias, las dos únicas gobernadas por el PSOE, ya han solicitado al departamento de Alfonso Alonso que rectifiquen y aborden el tema ya que, a su juicio, debe gestionarse "de manera compartida" con las comunidades.

   Asimismo, ha apuntado que ambas comunidades van a seguir "facilitando" el acceso a los nuevos tratamientos medicamentos y exigen que se garantice su uso "igualitario y sin discriminación" en el resto de España. "Si se puede resolver en algunas comunidades, se puede resolver en el resto. Hagámoslo con un sentido de país", ha insistido.

"SE ESTÁN PONIENDO EN RIESGO SUS VIDAS"

   "No podemos escatimar esfuerzos y no vamos a consentir que ninguna persona se quede sin el tratamiento. Se está poniendo en riesgo sus vidas", ha añadido Sánchez Rubio, que ha insistido en la necesidad de elaborar un plan específico con un "presupuesto exclusivo" y ha criticado la "nefasta" gestión del Ministerio, a su juicio similar a la que ya realizó con la crisis del ébola.

   Por otro lado, la dirigente socialista ha recordado que continúan estudiando el tema desde el punto de vista jurídico y rechaza que se haga "exhibicionismo" con la situación de estos pacientes dada la situación "tan dolorosa" que están viviendo, al ser preguntada por el apoyo y la visita que realizó el líder de Podemos, Pablo Iglesias, a los afectados que llevan varias semanas encerrados en señal de protesta en el hospital 12 de Octubre de Madrid.

"QUEREMOS RESOLVER EL TEMA, NO UTILIZARLO"

   "Queremos que resolver el tema y no utilizarlo", ha insistido la dirigente socialista, que no obstante ha reconocido que tanto en Madrid como en otras comunidades ha habido miembros de su partido "acompañando" las diferentes movilizaciones que se han producido. "Pero no habrán visto fotos ni nada", ha defendido.

   Asimismo, y al ser preguntada por la participación del PSOE en la cadena humana prevista para este sábado 10 de enero en Madrid, ha reconocido que "una cosa es la acción de los partidos políticos, otra la de los gobiernos y otra la de la ciudadanía" y, en ese sentido, su voluntad es "respetar el espacio que cada uno tiene".

   El PSOE ha exigido también al Gobierno que busque una alianza en Europa para abaratar el precio de los tratamientos para impedir que las compañías farmacéuticas "usen la salud de la gente como arma arrojadiza", calificando como "gravísimo que estos medicamentos varíen su precio en función de donde se prescriba.

   Por último, la dirigente socialista ha aprovechado su comparecencia ante los medios para hacer balance del 2014 en materia sanitaria y lo ha catalogado como un "año negro" en el que se ha "consolidado" el "brutal ataque" al modelo sanitario público que inició en 2012 con la reforma impulsada por la entonces ministra Ana Mato, y ha pedido al nuevo ministro que devuelva al sistema su universalidad y elimine medidas cuestionadas como el copago.