27 de febrero de 2006

La plataforma Hay Alternativas reclama a Sanidad que aliente el estudio de células madre extraídas del cordón umbilical

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

La plataforma Hay Alternativas reclamó hoy al Ministerio de Sanidad que aliente el estudio de células madre extraídas de la sangre del cordón umbilical, después de que este fin de semana se conociera la noticia de que los Príncipes de Asturias han solicitado conservar la de su hija, la Infanta Leonor, en un banco de Estados Unidos.

La portavoz de esta plataforma Gádor Joya aseguró en un comunicado recogido por Europa Press que pese a que "hay que tener cautela al hablar de los posibles éxitos médicos de este tipo de células, desde el punto de vista del progreso de una ciencia al servicio del hombre, hay que alentar una investigación de este tipo, que, además, puede ser una alternativa a la creación de bebés-medicamento, cuyos reparos éticos son evidentes".

Por otra parte, consideró "contradictoria" la actitud del Ministerio de Sanidad que, por un lado, "quiere prohibir la creación de bancos privados para almacenar este tipo de células madre, con el objetivo de evitar su mercantilización", y por otro, "elimina de la Ley de Técnicas de Reproducción Humana Asistida las infracciones --previstas en otras leyes-- mediante las que se penaba el comercio o la industrialización con seres humanos en fase embrionaria".

Para la portavoz de Hay Alternativas, el debate sobre células madre se debe plantear "desde el supuesto de que, a día de hoy, la única investigación que ha probado su éxito sanitario y científico es la realizada con las células madre adultas, obtenidas sin necesidad de eliminar seres humanos en fase embrionaria". "Por ejemplo, ya existen personas sanas gracias al tejido cardíaco obtenido de células madre adultas del propio paciente", recordó.

Señaló que, por el contrario, "la investigación con células madre obtenidas de seres humanos en fase embrionaria no han logrado beneficios sanitarios" pese a ser la línea "prioritaria para el Gobierno".

"Pedimos al Gobierno que legisle en materia científica por el progreso de una ciencia al servicio del hombre, y no a favor de una técnica que ponga el hombre al servicio de determinados intereses económicos", concluyó.