3 de abril de 2012

El Gobierno destinará 3.974 millones de euros a sus políticas sanitarias, un 6,8% menos que en 2011

El Gobierno destinará 3.974 millones de euros a sus políticas sanitarias, un 6,8% menos que en 2011
EUROPA PRESS

MADRID, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno destinará en 2012 un total de 3.974,62 millones de euros a la política de sanidad, 288,96 millones de euros menos con respecto al ejercicio anterior, lo que supone una reducción del 6,8 por ciento, según recoge el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) presentado este martes en el Congreso de los Diputados por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

Esta reducción del presupuesto, como consecuencia de "la reducción del déficit público desde estas políticas", afectará sobre todo a las políticas de salud y ordenación profesional, la partida que más reduce su presupuesto (un 75% menos, pasando de 42 millones en 2011 a 10,17 millones en 2012), seguida de la destinada a políticas de salud pública, sanidad exterior y calidad (un 45% menos, pasando de 70 millones a 38,42 millones).

Además, en el presupuesto para este año se eliminan las cuantías destinadas al Plan de Salud Bucodental, impulsado por el Gobierno de Rodríguez Zapatero en 2007, y al Plan Nacional sobre Sida.

En cambio, la propuesta de presupuestos recoge un incremento del 4,5 por ciento para la partida de prestaciones y farmacia (que pasa de los 138,99 millones de 2011 a los 145,24 millones para este año), la única junto con la de medicina marítima que crece con respecto al presupuesto de 2011.

Según reconoce el Ejecutivo en el informe económico y financiero que ha acompañado a los presupuestos en su llegada a la Cámara Baja, el Ministerio de Sanidad que dirige Ana Mato se dedicará a "mantener y mejorar todos los aspectos de la sanidad pública", que "se caracteriza por su gratuidad, universalidad y financiación a través de impuestos".

No obstante, advierte de que "la gravedad de la situación económica conduce a poner en marcha políticas que garanticen la viabilidad y la sostenibilidad del sistema optimizando la gestión sanitaria y los servicios públicos disponibles".

El volumen más importante de los recursos destinados a sanidad, con un total de 2.082,9 millones de euros, corresponde al mutualismo administrativo, es decir, el que financia la asistencia sanitaria que prestan MUFACE, ISFAS y MUGEJU a través de sus redes asistenciales propias o mediante conciertos u otras instituciones sanitarias. Esta dotación apenas se ha reducido un 0,3 por ciento con respecto al año anterior.

Por otro lado, el Ministerio de Defensa aporta además créditos por importe de 148,28 millones de euros, un 15,7 por ciento menos que en 2011, destinados a la financiación de la asistencia hospitalaria prestada a través de los diferentes hospitales militares.

Además, el próximo año el Fondo de Cohesión Sanitaria contará con 93,29 millones de euros, mientras que el Plan de Calidad del Sistema Nacional de Salud (SNS) percibirá 6,2 millones de euros, ambos considerados "elementos clave para la cohesión y vertebración del sistema".

Las Estrategias de Salud, por su parte, contaran para este ejercicio con una dotación de 4,14 millones de euros, que tienen como objetivo actuaciones frente a enfermedades raras, así como prevención de otras enfermedades y todo tipo de actividades relativas a promoción y prevención de la salud.

MÁS DINERO PARA PRESTACIONES Y FARMACIA

La única partida que ha visto incrementado su dotación para 2012 es la destinada a prestaciones y farmacia, que pasa de los 138,99 millones a los 145,24 millones.

En el ámbito de la política farmacéutica, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad se plantea establecer un nuevo modelo de prestación que garantice a todos los ciudadanos el acceso a todos los medicamentos necesarios y en el que se incremente el consumo de genéricos.

Además, avanzan que se establecerá un "marco normativo estable y previsible", con participación de las comunidades en la política farmacéutica, para así "facilitar el ejercicio de las actividades industriales de los laboratorios fomentando la investigación con nuevos incentivos".

El Gobierno reconoce que las diferentes actuaciones llevadas a cabo para la mejora de la cohesión y la calidad del SNS y en orden a la reducción del déficit público están suponiendo una disminución del gasto farmacéutico que queda reflejado en los presupuestos de las distintas entidades que desarrollan este tipo de gastos, como sucede con el INGESA o con las Mutualidades de funcionarios.

Por otro lado, los presupuestos destacan que Sanidad también tiene previsto crear una cartera básica de servicios común que garantice la equidad en el acceso a las prestaciones, así como la propuesta de una nueva gestión de la asistencia sanitaria que garantice la continuidad asistencial a pacientes crónicos y la constitución de una central de compras con la participación de las comunidades que genere economías de escala e incorpore criterios de homogeneidad.

El Gobierno reconoce que las diferentes actuaciones llevadas a cabo para la mejora de la cohesión y la calidad del SNS y en orden a la reducción del déficit público están suponiendo una disminución del gasto farmacéutico que queda reflejado en los presupuestos de las distintas entidades que desarrollan este tipo de gastos como sucede con el INGESA o con las mutualidades de funcionarios.

LA AEMPS, AESAN Y LA ONT TENDRÁN MENOS DINERO PARA SUS POLÍTICAS

En lo que respecta a los organismos que dependen de Sanidad, la Agencia Estatal Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) contará con 48,21 millones de euros, mientras que la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) recibirá 15,92 millones de euros, un 8,5 por ciento menos que el año anterior.

En lo que respecta a la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), el presupuesto será de 3,94 millones de euros (-0,8 por ciento menos), para continuar con sus funciones específicas de coordinación de todas las actividades relacionadas con los procesos de donación y trasplante de órganos.

No obstante, este organismos tendrá también que hacer frente a la aplicación y puesta en marcha de la Directiva comunitaria sobre calidad y seguridad en órganos humanos destinados al trasplante al consolidar en sus directrices el llamado 'modelo español de donación y trasplante' "obligando a nuestro país a desempeñar un decisivo papel de liderazgo, apoyo y colaboración en los ámbitos normativo, organizativo y funcional".

En cuanto al Sistema de Seguridad Social, el Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (Ingesa) contará con 217,18 millones de euros para gestionar las prestaciones de asistencia sanitaria de Ceuta y Melilla, del Centro Nacional de Dosimetría en Valencia y de los Servicios Centrales del Instituto.