22 de febrero de 2019

La OMS y el Consejo Internacional de Enfermeras analizarán en un informe el estado de la Enfermería en el mundo

La OMS y el Consejo Internacional de Enfermeras analizarán en un informe el estado de la Enfermería en el mundo
CGE

MADRID, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Consejo Internacional de Enfermeras van a realizar el informe 'La salud global y la enfermería, el estado de la enfermería en el mundo' con el objetivo de conocer el estado de la Enfermería en el mundo y diseñar una estrategia conjunta para la profesión que abarcaría los años 2021-2030.

Así se ha anunciado en el Foro Internacional de Regulación Enfermera, que estos días se celebra en Madrid y que está organizado por el Consejo Internacional de Enfermeras (CIE) y el Consejo General de Enfermería de España. Allí, el responsable de políticas de enfermeras y matronas del departamento de personal sanitario y recursos humanos de la OMS, Carey McCarthy, ha destacado la necesidad de cambiar la visión de los recursos humanos de salud que hasta el momento tienen los países.

"Desde la OMS vamos a trabajar de forma intensa en los próximos años para conseguir que los gobiernos vean que los profesionales sanitarios son una inversión y no un gasto. Para conseguirlo, estamos trabajando en un informe muy exhaustivo sobre la situación real de la enfermería en todo el mundo", ha señalado McCarthy.

El proyecto, que ahora mismo está en fase de recopilación y validación de datos, pretende incluir el número de profesionales, distribución por sexos, modelo de formación, tipo de regulación, características del mercado laboral e incluso el salario en cada uno de los países. Está previsto que una versión preliminar de este informe, en cuya elaboración va a trabajar activamente el CIE, se presente en Ginebra en 2020, para que la Asamblea General de la OMS puede aprobar la estrategia en su reunión de 2021.

ESTRATEGIA GLOBAL PARA LA ENFERMERÍA 2021-2030

Por su parte, la presidenta del CIE, Annette Kennedy, ha hecho referencia a las desigualdades que afectan a las enfermeras en función de su país de origen y ha llamado la atención sobre las condiciones laborales, en general, y las diferencias salariales, en particular, que llevan a muchas enfermeras de países en vías de desarrollo a irse a otros desarrollados en busca de mejores oportunidades.

"Uno de los problemas a los que nos enfrentamos actualmente, en términos globales, es la contratación de enfermeras de países con bajos ingresos por parte de países con ingresos elevados. A las enfermeras nos gusta viajar, nos enriquece como profesionales en conocimientos y experiencia, pero en lo que no estamos de acuerdo es en esa contratación agresiva que hace que, en zonas de países del continente africano o de Latinoamérica, haya sólo veinte enfermeras y de repente se queden diez", ha detallado.

Sin embargo, prosigue, "cuesta mucho formarlas" y, encima, luego se van. "Por supuesto que no podemos culparlas a ellas, sólo están buscando unas condiciones mejores, un salario mejor para mantener a sus familias y educar a sus hijos. Pero a quien sí podemos culpar es a aquellos países con ingresos elevados que están reclutando de forma agresiva a estas enfermeras en lugar de contar con las enfermeras de su propio país", ha apostillado.

Más allá de estas diferencias entre unos países y otros, para la presidenta del CIE, los retos de la enfermería a nivel mundial son similares, pero a diferente nivel en cada uno de ellos. Entre ellos, ha subrayado la escasez de enfermeras o los bajos salarios porque, aunque en los países con ingresos más elevados el salario sea mayor, "también lo es el coste de la vida".

De otro lado, el presidente del Consejo General de Enfermería de España, Florentino Pérez Raya, ha señalado que el futuro inmediato de la sanidad pasa por el envejecimiento sostenido de la población y por un aumento "indiscriminado" de pacientes crónicos, muchos de ellos de gran complejidad porque tienen que convivir con varias patologías y tomar varios tratamientos farmacológicos a la vez.

"Y para dar respuesta a esta realidad asistencial sólo cabe aprovechar todo el potencial de las enfermeras. Es necesario dejar atrás un sistema basado únicamente en el curar a otro cuyo eje sea el cuidar. Y esto implica que los países hagan las modificaciones que sean necesarias en su legislación de cara a disponer de una enfermera cuyas competencias puedan dar respuesta a la salud de sus ciudadanos", ha dicho Pérez Raya.

Finalmente, el director ejecutivo del Consejo Nacional de Juntas Estatales de Enfermería de Estados Unidos, David Benton, ha detallado que los sistemas sanitarios y los cuidados enfermeros tienen similitudes y diferencias si se comparan los países, si bien ha recordado que lo importante es que se pueda aprender unos de otros y así afrontar los retos del sistema y satisfacer las necesidades de la población.

"Por ejemplo, resulta muy interesante la experiencia de España con la prescripción enfermera y en Estados Unidos hemos desarrollado distintos modelos de exámenes de los que podemos aprender todos. Si miramos a Latinoamérica vemos el valor de los servicios en la comunidad y cómo se prestan los servicios sin necesidad de desplazarse a un hospital", ha zanjado Benton.