24 de enero de 2019

¿Qué necesitan las empresas para promover hábitos saludables?

¿Qué necesitan las empresas para promover hábitos saludables?
EUROPA PRESS

MADRID, 24 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los hábitos culturales (74,3%), la falta de conocimiento (56%) y los costes de implantación (46%) son las principales barreras con las que se enfrentan las empresas en la aplicación de medidas para promover la salud, según el estudio 'Nutrición Saludable en el Workplace'.

Sin embargo, aunque estos frenos desaparecieran, para que las políticas sean efectivas "deberían ir más allá de la alimentación", teniendo en cuenta factores como los espacios físicos, los servicios de información y asesoramiento o la promoción de la actividad física, explican desde ISS Iberia, entidad responsable del estudio.

De acuerdo con el documento, una alimentación saludable mejora la productividad y reduce el absentismo. En esta línea, informa de que la mayoría de las empresas (71,3%) considera que no existe el suficiente conocimiento y concienciación por parte de compañías y trabajadores sobre el impacto que tiene la alimentación en la productividad de los empleados, ya que, según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), una nutrición inadecuada puede llegar a traducirse en un descenso de la productividad de hasta un 20 por ciento.

Actualmente, las empresas son cada vez más conscientes de que las políticas de hábitos de vida saludable. Fomentar una buena alimentación en el lugar de trabajo es "una forma eficaz para atraer y retener el talento", asegura el presidente de ISS Iberia, Javier Urbiola.

'Nutrición Saludable en el Workplace' también pone de manifiesto que, pese a que las entidades cada vez tienen más en cuenta la salud de sus empleados, sobre todo su nutrición, para las pequeñas y mediana empresas (pymes), este aspecto es "todavía un reto", en palabras del gerente de eventos de IFMA España, Hernando Gutiérrez.

EL 85% DE LOS TRABAJADORES TIENE INTERÉS POR UNA ALIMENTACIÓN SALUDABLE

El estudio destaca que el 85 por ciento de los trabajadores tiene interés en que la empresa facilite información sobre cómo tener una alimentación saludable en el lugar de trabajo. Una buena opción sería que las empresas incorporasen perfiles profesionales especialistas en nutrición y psicología, ya sea en plantilla o como asesores externos.

En palabras del presidente del Comité Científico de la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación, Jesús Román Martínez, el espacio de trabajo es "el lugar idóneo para educar en buenos hábitos de nutrición", así como para transmitir hábitos saludables a aplicar en la vida cotidiana.

En este sentido, Hernando Gutiérrez explica que lo que se aprende en el trabajo se lleva, en muchas ocasiones, a casa "es lo mismo que ocurre con lo que los niños traen a casa desde el colegio". Así, si en el lugar de trabajo se fomentan unos hábitos de vida saludables, esto será extrapolado de alguna manera al hogar, que se verá también favorecido.

EL 21% DE LOS EMPLEADOS RECLAMA UNA MEJOR OFERTA GASTRONÓMICA

Del mismo modo, al 21 por ciento de los empleados le gustaría disponer de una mejor oferta gastronómica y un espacio más adecuado donde comer. "El comedor de empresa es clave para la adopción de hábitos saludables", alerta el doctor Román, lo mejor es un espacio "tranquilo, agradable y amplio, que ayude a desconectar".

Una herramienta efectiva es la tecnología, que, por un lado, sirve como canal para la comunicación y formación de los trabajadores. Y, por otro lado, permite la implantación de medidas conciliadoras como el teletrabajo, considerado un facilitador de hábitos de vida saludable.

En concreto, "habría que conocer los esfuerzos que se pueden hacer", explica el presidente de ISS Iberia, intentando que la empresa llegue al mayor número de empleados posibles. Esto hay en día no es difícil gracias a aplicaciones móviles y plataformas como la 'intranet', "una herramienta que, a menudo, se menosprecia", según el nutricionista Jesús Román.

El doctor también alerta de que hay mensajes que "son terribles" en los espacios 'on line' y que, aunque no son controlables, "hay que fomentar mucho el mensaje correcto", porque "a menudo se cuentan cosas inverosímiles" que circulan, sobre todo, en el ámbito de la salud.

EL RETO SE ENCUENTRA EN LA FLEXIBILIDAD

Para el 'workspace services manager' de Heineken, Fernando Lallana, "el reto es grande", porque, por un lado, hay una tendencia en las empresas que indica que "el trabajador necesita más flexibilidad, alternativas u opciones a la hora de elegir el sitio donde comer", pero, por otro lado, las entidades se encuentran con el problema de que, dando cheques para comer en cualquier parte habrá empleados que los gasten todos los días en sitios de comida rápida poco favorecedores para la salud.

Como solución, Lallana apela al equilibrio, es decir, ofrecer una cierta flexibilidad, pero imponiendo unos requisitos mínimos a nivel nutricional. "El futuro debería ser dar flexibilidad bajo ciertas condiciones, aunque esto aún está lejos", concluye.