18 de abril de 2012

Monago dice que "no es momento de desobediencia" sobre las reformas en sanidad, sino de "diálogo y acuerdos"

Defiende que "el esfuerzo" no recaiga en las rentas más bajas y que "el quien más tiene más paga" es parte de la Constitución

Monago dice que "no es momento de desobediencia" sobre las reformas en sanidad, sino de "diálogo y acuerdos"
EUROPA PRESS

BILBAO, 18 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Extremadura, José Antonio Monago, ha defendido que "en ningún caso el esfuerzo" de las reformas en materia sanitaria pueden recaer sobre las rentas más bajas y ha advertido de que "no es momento de desobediencia" en las comunidades autónomas, sino "de diálogo y de intentar buscar acuerdos".

En su intervención en el Forum Europa-Tribuna Euskadi, el presidente extremeño ha explicado que no abordó el tema del copago sanitario o la aplicación de reformas en su encuentro de este pasado martes con el lehendakari, Patxi López, pero que considera que "no es momento de desobediencia, sino de diálogo y de intentar buscar acuerdos".

"Si cada uno hace de su capa y sayo, ya me dirán ustedes. Uno desobedece por el copago, otro porque entienden que las infraestructuras están mal dotadas en los presupuestos. Esto es un lío", ha señalado el presidente extremeño, que ha reconocido que no es "precisamente de los obedientes". De cualquier modo, ha planteado que, "cuando uno está en un marco concreto jurídico, o se está a rolex o se está a setas".

Monago ha resaltado que "todos" coinciden en que el sistema sanitario "necesita una reforma", como "todos los ámbitos de actividad de la administración pública", y ha señalado que es preciso esperar a conocer "la letra pequeña" de las medidas que finalmente se planteen.

Asimismo, ha recordado que "que pague más quien más tiene no es una propuesta del PP", sino "el acervo constitucional que hay en materia tributaria". "El quien más tiene más paga ahora se pone de actualidad en materia sanitaria. Nos podrá gustar más o menos pero forma parte de la literatura de la constitución. La progresividad en el esfuerzo fiscal y tributario", ha insistido.

El presidente extremeño ha resaltado que podría tener un efecto en "la evitación de la frecuentación" porque "hay personas que abusan del sistema sanitario", lo que lo "colapsa" con patologías que no son graves en "muchas" comunidades.

En cualquier caso, ha emplazado a ver "la letra pequeña" porque "en ningún caso este esfuerzo puede caer" en los desempleados o la población con rentas más bajas.

En su opinión, es preciso "corregir las ineficiencias en materia sanitaria", con materias como "el turismo sanitario" con "una repercusión muy importante". Por el contrario, ha asegurado que no es "partidario" del cobrar un euro por receta proque "tiene muy poco impacto y no me parece que sea una medida acertada".

Preguntado por las discrepancias entre las manifestaciones de Carlos Floriano y Luis de Guindos, las ha achacado a los intentos de "buscar aristas a los mensajes" porque "cuando uno está haciendo reformas permanentemente en un momento de mucha dificultad la comunicación es compleja".

En este sentido, ha señalado que es "difícil comunicar bien cuando lo que estás diciendo no le gusta a mucha gente". "El problema no es de comunicación es de asunción de los mensajes que se lanzan", como decirle a un pensionista con "un cierto nivel de renta" que "tiene que pagar un poco" por las medicinas, ha opinado.

En relación a la supresión de titulaciones universitarias, ha indicado que, "cuando a uno le hacen un ajuste, no le gusta", pero ha advertido de que "hay especialidades con cinco alumnos y cinco catedráticos", con lo que resulta "más barato mandarles a la Sorbona que tenerlos en Extremadura". "Es de sentido común, no es de derechas ni de izquierdas", ha asegurado.

Del mismo modo, ha resaltado que en España existen 2.400 títulos universitarios y "más centros universitarios que en California", sin que ninguna esté "entre las cien primeras del mundo".

Asimismo, se ha referido a la supresión de titulaciones universitarias y ha achacado las críticas a esta medida a que, "cuando a uno le hacen un ajuste, no le gusta". No obstante, ha advertido de que "hay especialidades con cinco alumnos y cinco catedráticos", con lo que resulta "más barato mandarles a la Sorbona que tenerlos en Extremadura".

"Es de sentido común, no es de derechas ni de izquierdas", ha asegurado Monago, que también ha resaltado que en España existen 2.400 títulos universitarios y "más centros universitarios que en California", sin que ninguna esté "entre las cien primeras del mundo".

DEVOLVER COMPETENCIAS

En relación a la propuesta de Esperanza Aguirre sobre la devolución de competencias autonómicas al Estado, el presidente extremeño ha reiterado que no es "partidario", aunque está dispuesto a "sentarse a hablar".

Ha resaltado que "no es lo mismo devolver competencias en Madrid, donde la enseñanza, la educación y la sanidad están fuertemente descentralizadas con modelos concertados, que en una comunidad como la extremeña, donde la presencia de la sanidad y de educación tiene un carácter eminentemente público".

Tras indicar que los ciudadanos de su comunidad están "satisfechos" de "no tener que ir a Madrid permanentemente a resolver los problemas", ha subrayado que el modelo del estado de las autonomías, si bien tiene "imperfecciones" que hay que "pulir", ha aportado "más como elemento positivo que negativo" en esas materias.

"Me gustaría mucha iniciativa privada en materia educativa, pero el nivel de renta de mi comunidad no lo permite", ha señalado el presidente extremeño.