12 de mayo de 2006

Los médicos de familia orientarán a sus pacientes sobre la compra de alimentos cardiosaludables, según la semFYC

MADRID, 12 May. (EUROPA PRESS) -

Los médicos de familia orientarán a los pacientes que acudan a sus consultas sobre la compra de alimentos cardiosaludables, según explicaron responsables de la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC) durante las X Jornadas de Residentes celebradas en Alicante.

Según los especialistas, una dieta saludable, ejercicio físico aeróbico y el abandono de hábitos tóxicos como el consumo de alcohol y tabaco, resultan claves en la prevención primaria y secundaria de la obesidad y de las enfermedades cardiovasculares.

"Es muy importante crear en la población unos hábitos dietéticos saludables. En este sentido, el papel del médico de familia es clave tanto por su cercanía por el contacto con el paciente y su entorno, por lo que es necesario que estos profesionales adquieran conocimientos básicos sobre alimentación y saber cuáles son los más saludables", afirmó la doctora Joima Panisello, coordinadora del taller 'Alimentos cardiosaludables que hay en el mercado'.

Los datos disponibles sobre hábitos dietéticos en España revelan que en los últimos años se ha producido una evolución de la dieta mediterránea tradicional hacia patrones alimenticios propios de otras sociedades occidentales, con un aporte más elevado de grasas de origen animal en detrimento de los hidratos de carbono complejos y de la fibra vegetal.

A este respecto, la doctora Panisello explicó que complementariamente a cualquier consejo dietético, hay que educar al paciente sobre cómo realizar su compra, "y el médico de familia puede contribuir de forma muy eficaz".

Asimismo, semFYC recordó que los cambios en los hábitos de alimentación y el incremento del sedentarismo en las actividades lúdicas están incidiendo de una manera muy negativa en la salud de la población y han aumentando significativamente la tasa de sobrepeso y obesidad.

Así, la doctora Montserrat Romaguera, miembro del Grupo de Actividad Física de la semFYC, señaló que "junto a una educación dietética es imprescindible integrar la actividad física como parte de los hábitos de vida de los pacientes".

Según los médicos de familia, el 20% de la población adulta en España es obesa y aproximadamente un 17% de los pacientes que acude a los centros de salud presenta este problema. Para la doctora Romaguera, "tan importante como diagnosticar la enfermedad es motivar al paciente para practicar ejercicio físico y que sea consciente de que no se trata sólo de un problema estético, sino que además tiene un riesgo mayor de padecer diabetes, insuficiencia cardíaca y colesterol".