28 de octubre de 2009

Un mecanismo funcional de las células cancerígenas puede aprovecharse en quimioterapia

BARCELONA, 28 Oct. (EUROPA PRESS) -

Investigadores del Hospital de Bellvitge, el Instituto Catalán de Oncología, la Universitat de Barcelona (UB) y el Instituto Diagnóstico por la Imagen han descrito un mecanismo de funcionamiento de las células cancerígenas útil para la administración de la quimioterapia, que ha publicado la revista 'Cancer Research'.

Según informaron los investigadores, agrupados en el Instituto de investigación Biomédica de Bellvitge (Idibell), las células tumorales escapan del ritmo biológico de día y noche --circadiano-- por lo que están siempre activas sin respetar los periodos de sueño, funcionando de forma totalmente autónoma y contribuyendo al crecimiento tumoral.

Las células de las leucemias y los linfomas --tumores de la sangre y de los ganglios linfáticos-- presentan la pérdida de una molécula imprescindible para este reloj endógeno de las células: la proteína BMAL 1, que controla la actividad de centenares de genes para que se expresen de forma rítmica.

En el desarrollo del cáncer, la célula dañada no respeta el ritmo circadiano y permanece en una fase siempre activa que estimula la producción de genes causantes del cáncer --oncogenes-- y bloquea los genes protectores.

Los hallazgos del Idibell permiten planificar en qué momento del día podría ser más efectiva la administración de la quimioterapia --cronoterapia--, y también podría aplicarse en el tratamiento de los pacientes a través de fármacos que consigan devolver la actividad del reloj endógeno controlado por la proteína BMAL 1, lo que bloquearía el crecimiento del tumor.