14 de febrero de 2006

Madrid.- La Comunidad logra el acuerdo de todo el sector del taxi para traslados no urgentes a centros sanitarios

MADRID, 14 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid ha cerrado un acuerdo con todo el sector del taxi de la región por el que el Gobierno regional sufragará íntegramente el coste de este servicio público, como complemento a las ambulancias, para hacer traslados no urgentes de pacientes a centros sanitarios.

El objetivo es que esta iniciativa se implante de lo largo del próximo mes de marzo, indicaron a Europa Press fuentes del Servicio Madrileño de Salud.

Este proyecto fue anunciado a finales de enero por el Ejecutivo autonómico como fruto del principio de acuerdo al que se había llegado inicialmente con la Asociación Gremial de Auto-Taxi de Madrid, la mayoritaria del colectivo, por la que ésta recibiría 950.000 euros en 2006.

No obstante, el objetivo era implicar a todas las organizaciones del sector, como finalmente se ha logrado. Concretamente, el acuerdo se ha cerrado con la Asociación Gremial de Auto-Taxi de Madrid, la Federación Profesional del Taxi (FPT) de Madrid, Radio Taxi de Madrid y Radio Taxi Independiente.

Será el SUMMA-112 (el Servicio de Urgencias Médicas regional) el que valorará si el paciente es susceptible de recibir esta prestación, que está condicionada a que el enfermo no necesite apoyo sanitario durante el trayecto ni se trate de una urgencia o emergencia.

El ámbito geográfico de aplicación del convenio a firmar incluye las áreas A y B de las zonas tarifarias (la capital y el área metropolitana de Madrid) definidas en la normativa reguladora de los transportes urbanos de la Comunidad de Madrid.

REHABILITACIÓN Y TRATAMIENTOS

Fundamentalmente este acuerdo beneficiará a los pacientes que reciben algún tipo de rehabilitación o personas que periódicamente se deben trasladar a un centro médico para seguir algún tipo de tratamiento específico.

Este servicio se prestará las 24 horas durante todos los días del año. Para ello, el Servicio Madrileño de Salud dispondrá de un centro de movilización de recursos que recibirá las solicitudes de servicio y dispondrá los recursos necesarios para atenderlas, mediante un sistema telemático de coordinación entre el SUMMA 112 (dependiente del Servicio Madrileño de Salud) y las asociaciones de taxistas.

El Centro de Coordinación del SUMMA 112 se encargará de todos los trámites administrativos, tanto de hablar con el paciente o el hospital, según el caso, como con el taxista encargado del traslado, al igual que del abono del servicio.

Las organizaciones que participen en el convenio de colaboración habilitarán un teléfono de solicitud de traslados y se asignará una contraseña exclusiva para poder hacer también la petición el servicio a través de Internet, teniendo estas peticiones máxima prioridad. Además, se avisará a los usuarios de la llegada del vehículo, con objeto de evitar que éstos aguarden en la calle la llegada del taxi.