19 de octubre de 2006

Limitar la prescripción de fármacos a médicos afecta "negativamente" a la actividad cotidiana de enfermeros

MADRID, 19 Oct. (EUROPA PRESS) -

La limitación de forma exclusiva de la prescripción de medicamentos y productos sanitarios a los médicos y odontólogos, determinada por la nueva Ley del Medicamento, es una "circunstancia que afecta directa y negativamente a gran parte de la actividad cotidiana de la profesión enfermera", según concluye un informe técnico realizado por la Organización Colegial de Enfermería y que será presentado el sábado en el XIII Congreso Nacional de Derecho Sanitario, que se celebra en Madrid.

El 'Estudio sobre la prescripción Enfermera en España; Resultados primera Fase' recoge, por primera vez en España, un total de 170 intervenciones de Enfermería en las que las enfermeras (de atención primaria, especializada y sociosanitaria) están ya realizando la prescripción de más de 200 fármacos y productos sanitarios con el conocimiento y beneplácito del resto de profesionales sanitarios y responsables del sistema.

El presidente del Consejo General de Enfermería de España, Máximo González Jurado, señaló que "el cumplimiento escrupuloso del precepto de la Ley obligaría a la enfermería a española a dejar de hacer todas las acciones de prescripción contempladas en el informe, algo que supondría la paralización del Sistema Nacional de Salud y que tendría graves consecuencias para los pacientes". Además, se lamentó por la "situación de ilegalidad e indefensión jurídica en la que se ha quedado la enfermería española".

Por otra parte, el sábado tendrá tugar la mesa redonda 'Actuaciones de la enfermería, en el ámbito de los medicamentos y de los productos sanitarios. La Ley del Medicamento' que contará con la intervención de Jonathan Asbridge, jefe Oficial de enfermería para Londres que expondrá la perspectiva internacional y la experiencia británica.

En concreto, en el Reino Unido ya existe la figura del "enfermero prescriptor" que dispone de una capacidad total, plena y libre, para realizar cualquier prescripción farmacológica, que está repercutiendo "muy positivamente en la mejora de la calidad del sistema sanitario y de la asistencia a los pacientes", según informó hoy la Organización Colegial de Enfermería.