27 de febrero de 2006

Ley antitabaco.- El PP de Baleares pedirá al Gobierno ampliar los canales de venta de tabaco a comercios y licorerías

PALMA DE MALLORCA, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Parlamentario Popular registrará mañana en el Parlament una proposición no de ley en la que instará al Gobierno central a ampliar los canales de distribución de venta de tabaco a comercios y licorerías, a fin de evitar los "graves perjuicios económicos" que la limitación de la comercialización de este producto provocará al sector comercial y restaurador de Baleares.

En un comunicado, el PP señaló que la ampliación de los canales de venta de tabaco es "necesaria" ya que la comercialización de este producto ha sido tradicionalmente una "importante" fuente de ingresos para los comercios y establecimientos de las zonas turísticas de las islas, que podrían verse disminuidos por la prohibición de su venta.

Asimismo, la iniciativa de los populares también contempla la ampliación hasta un plazo de 24 meses del periodo de adaptación de los locales, bares y cafeterías de las islas a la nueva normativa estatal antitabaco, que entró en vigor el pasado uno de enero, y que cohabita con la normativa autonómica sobre Drogodependencias y otras Adicciones.

El PP estimó que la aplicación de la ley estatal antitabáquica ha provocado "serios problemas" entre el sector restaurador a la hora de aplicar la normativa en los locales de más cien metros cuadrados, a los que el Estado obliga a delimitar físicamente una zona para no fumadores.

Los populares señalaron que esta adaptación provocará que los propietarios deban hacer frente a un periodo de obras que podría prolongarse hasta los meses de verano y provocar una disminución de la entrada de ingresos, al no poder abrir al público en una situación de ejecución de obras y reformas.

En este sentido, en la proposición no de ley, el PP exigirá "flexibilidad" en los tiempos de adaptación, para que muchos comercios y locales del archipiélago de zonas turísticas o de otra índole "no se vean perjudicados".

Un perjuicio que se verá incrementado por el precepto que prohíbe la venta de tabaco en estos establecimientos, y señaló que el Gobierno ya tuvo que rectificar al permitir a los quiosqueros vender tabaco, dada la importancia económica que suponía para ellos la comercialización de este producto.