9 de junio de 2011

Lamata, partidario de un pacto nacional, propone mejorar la financiación sanitaria corrigiendo el fraude fiscal español

Lamata, partidario de un pacto nacional, propone mejorar la financiación sanitaria corrigiendo el fraude fiscal español
EUROPA PRESS

TOLEDO, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Salud y Bienestar Social en funciones de Castilla-La Mancha, Fernando Lamata, es partidario de abordar un gran pacto sobre sanidad, ya que "en las cosas de comer hemos de ponernos de acuerdo y no vale tirarnos los trastos a la cabeza", y ha propuesto mejorar la financiación sanitaria corrigiendo el fraude fiscal español.

Tras el debate abierto estos días sobre la financiación sanitaria, Lamata ha admitido que la financiación es "insuficiente", pero "eso no quiere decir que se gaste mucho". Además, ha recordado que el gasto sanitario en España se sitúa en torno al 7 por ciento del PIB, mientras que en países como Francia, Alemania, Inglaterra o Suecia llega al 9 por ciento.

Por lo tanto, "no estamos gastando mucho", ha dicho el consejero saliente, que ha admitido que lo que ocurre es que "no acompañan los ingresos". Es por ello que ha considerado que si se corrigiera el fraude fiscal actual español habría "tanto" como toda la sanidad está gastando en un año.

Dicho esto, Lamata ha opinado que antes de aumentar la presión fiscal "hay que hacer pagar al que no lo está haciendo". A pesar de ello, ha dejado claro que "se pueden mantener las prestaciones" y que el sistema es "sostenible" porque la renta per capita española permite hacer una financiación "suficiente".

COPAGO

Respecto a poner encima de la mesa fórmulas como el copago, el consejero de Salud y Bienestar Social saliente ha dicho que no es partidario de esa fuente de financiación para moderar el consumo.

De otro lado y sobre los datos que hacia públicos este miércoles Farmaindustria acusando al Gobierno de Castilla-La Mancha de deber a la industria farmacéutica 268 millones de euros, Lamata ha respondido que la región se encuentra en una "posición intermedia".

Igualmente, ha defendido que la demora de pago es de en torno a 460 días en el caso de Castilla-La Mancha mientras que comunidades como Castilla y León, Valencia y Murcia se situarían en 600 días de retraso en el pago por suministro de medicamentos a hospitales del SNS.