24 de octubre de 2012

El inmunomodulador pomalidomida tiene un 20% de respuesta en pacientes con mieloma múltiple refractarios a las terapias

MADRID, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

Diversos ensayos clínicos han señalado que el nuevo inmunomodulador, polamidomida, tiene un 20 por ciento de respuesta en pacientes con mieloma múltiple refractarios a todos los tratamientos, y un 60 por ciento en pacientes sensibles a algunas terapias.

Estos datos han sido aportados por el catedrático de Hematología del Hospital Clínico Universitario de Salamanca, Jesús San Miguel, durante la LIV Reunión Nacional de la Sociedad Española de Hematología y Hemoterapia (SEHH).

El mieloma múltiple (MM) es una forma incurable de cáncer de la sangre que se inicia en la médula ósea y se caracteriza por una proliferación excesiva de células plasmáticas que producen niveles elevados de anticuerpos de mieloma, que se acumulan en la sangre y en la orina, e impiden el funcionamiento normal de la médula dañando el hueso.

En este sentido, el director del departamento de Medicina Interna de la Clínica Mayo de Arizona (Estados Unidos), Rafael Fonseca, ha asegurado que el conocimiento que actualmente se tiene sobre el mieloma ha cambiado "de forma sustancial" la forma en la que se entiende la enfermedad, permitiendo que se conozca "mejor" los distintos tipos de mieloma y sus tratamientos. En concreto, según ha asegurado este experto, en la última década han aparecido nuevas terapias que han marcado un "punto de inflexión" en las expectativas de supervivencia de estos pacientes.

Y es que, la llegada de los IMIDs talidomida y, posteriormente, lenalidomida (con menos efectos secundarios), ha supuesto una mejora importante aunque, según ha apostillado San Miguel, la historia de esta generación de inmunomoduladores orales "todavía no ha terminado de escribirse".

Asimismo, como medida complementaria a los nuevos tratamientos, el doctor Fonseca, ha destacado la necesidad de que se desarrollen esquemas de ataque frontal a la enfermedad con un abordaje total. "Sabemos que hay muchos clones y con que uno solo de ellos sobreviva, la patología continuará estando ahí aún. Con combinaciones de primera instancia, trasplante y mantenimiento el manejo puede ser mejor", ha recalcado.

Por último, el jefe del Servicio de Hematología del Hospital Universitario 12 de Octubre de Madrid, Juan José Lahuerta, ha destacado la importancia que tiene que estos pacientes tengan una mayor información sobre su enfermedad y ha recordado la importancia que tiene que se les de un mensaje de esperanza.

"Algunos pacientes no necesitan más información, se entregan totalmente al médico; pero otros sí, tienen más inquietud, más necesidades de conocer cuál es su enfermedad, su pronóstico o qué posibilidades tiene. Todo ello les ayuda a comprender las situaciones", ha comentado, para zanjar asegurando que "lo que más les ayuda a estos enfermos es la esperanza".