27 de enero de 2012

Los hombres operados de cáncer de próstata con cirugía robótica, menos satisfechos a largo plazo que el resto

Los hombres operados de cáncer de próstata con cirugía robótica, menos satisfechos a largo plazo que el resto
EP/CUN

MADRID, 27 Ene. (Reuters/EP) -

Los hombres operados de cáncer de próstata con cirugía robótica están menos satisfechos con el procedimiento a largo plazo que aquellos que se sometieron a una cirugía tradicional. Así lo advierte un estudio liderado por el Duke University Medical Center, en Estados Unidos, publicado en 'Urology'. Este resultado podría deberse a las excesivamente altas expectativas generadas por este método.

La cirugía asistida por un robot para el cáncer de próstata se ha convertido en un tema candente en los últimos años. Estos investigadores dicen que, de cerca de 200 hombres que se sometían a una cirugía para el cáncer de próstata, los que optaron por la cirugía robótica esperaban estar menos tiempo hospitalizados y obtener una recuperación y una vuelta a su vida sexual normal mucho más rápida.

Para el líder de este estudio, Judd W. Moul, cirujano de próstata del Duke University Medical Center, estas expectativas podrían haber sido alimentadas por publicidad, a través de Internet y por consejos de los médicos. "Desde mediados de 2000, la gente piensa que la cirugía robótica era la octava maravilla del mundo", dice.

Sin embargo, según varios estudios anteriores, a parte de acortar algo la hospitalización, esta cirugía podría no aportar diferencias claras en los más importantes resultados, incluido en la recurrencia del cáncer o los efectos secundarios a largo plazo.

La eliminación de la próstata es una opción de tratamiento para el cáncer de próstata y en Estados Unidos la mayoría de estas operaciones se hacen ya con la ayuda de un 'robot', cuyos 'brazos', controlados por el cirujano desde un panel de mandos, extraen la glándula prostático a través de pequeños cortes en el abdomen.

Moul dice que había motivos para creer que una mejor visualización con cirugía robótica podría generar mejores resultados. Sin embargo, por otra parte, cuando los cirujanos utilizan sus manos consiguen una información táctil que se pierde cuando se emplea la aproximación robótica.

Para realizar este último estudio, los autores encuestaron a 171 hombres sobre sus expectativas sobre la cirugía de cáncer de próstata. La mayoría de los pacientes (97) optaron por la cirugía robótica. En general, el 89 por ciento de los hombres que se sometieron a esta técnica esperaban permanecer hospitalizados sólo una noche, frente al 37 por ciento de pacientes sometidos a cirugía tradicional.

El grupo de la cirugía robótica pensaba que podía volver a hacer ejercicio antes, calculando que tardarían unas cinco semanas en encontrarse preparados para ello, frente a las seis semanas del otro grupo. También esperaban recuperar su función eréctil en cinco meses tras la operación, mientras que el otro grupo creía que tendría que esperar nueve meses.

Moul dice que, de media, los hombres operados con cirugía robótica dejaron el hospital entre ocho y 12 horas antes, pero un pequeño porcentaje acabó permaneciendo en el hospital unos cuantos días. Según este investigador, los cirujanos animaban a sus pacientes a optar por esta nueva tecnología para afinar sus habilidades.