15 de diciembre de 2014

Los hábitos dietéticos saludables protegen del ictus

Los hábitos dietéticos saludables protegen del ictus
HOSPITAL DEL MAR

BARCELONA, 15 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los hábitos dietéticos saludables protegen del ictus, según un estudio elaborado por neurólogos del Hospital del Mar que analiza los hábitos alimentarios y la adhesión a conductas saludables de pacientes que han sufrido un ictus isquémico agudo.

La investigación, publicada en la revista 'PLOSone', ha comparado los hábitos 300 pacientes del mismo centro ingresados por un ictus isquémico en el periodo 2007-2010 con los de otros 300 pacientes sanos que conformaron un grupo de control.

Los resultados muestran que los pacientes con ictus consumían más calorías, proteínas, colesterol total y alimentos rebozados, y estaban menos preocupados por los hábitos nutricionales saludables, mientras que las personas sanas consumían, por ejemplo, una mayor cantidad de yogur con bífidus.

"La dieta puede influir en el riesgo de ictus a través de diversos mecanismos, pero los hábitos alimenticios óptimos para la prevención del ictus no están claramente establecidos", ha afirmado la neuróloga del Hospital del Mar Ana Rodríguez.

Sin embargo, el estudio establece que uno de los mejores patrones dietéticos para prevenirlo es la dieta mediterránea, que incluye una ingesta reducida de sal y un mayor consumo de frutas y verduras, legumbres, aceite de oliva, cereales con fibra y pescado graso.

El ictus es una de las principales causas de discapacidad y morbididad en muchos países y en todos los niveles de desarrollo económico, y afecta sobre todo a población de edad avanzada, si bien la incidencia en menores de 65 años también es importante.

Es la primera causa de muerte entre las mujeres catalanas y la tercera entre los hombres, y la primera causa de discapacidad médica en adultos, por lo que es una enfermedad "con un impacto social muy grande".