3 de marzo de 2006

Gripe.- La Generalitat Valenciana dice que los antivirales "no son vacunas" y sólo se suministran cuando hay síntomas

VALENCIA, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

El conseller valenciano de Sanidad, Vicente Rambla, manifestó hoy que los tratamientos antivirales "no son vacunas" y sólo se suministran cuando hay síntomas de la enfermedad. Así, recalcó que, "aunque los tuviéramos por millones, no está pensado repartirlos entre la población".

También indicó que su administración no está indicada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y apuntó que en "ningún país se están dando antivirales a las personas que están trabajando en el control y el análisis de las aves".

Rambla realizó estas manifestaciones en la rueda de prensa posterior al pleno del Consell en respuesta a una pregunta sobre la posibilidad de que se suministraran estos tratamientos a los trabajadores de la conselleria de Agricultura cuya actividad guardara relación directa con personal calificado de riesgo.

El titular de Sanidad explicó que los antivirales "no se aplican como medida profiláctica para evitar tener la enfermedad", sino cuando una persona "tiene los síntomas o la casi seguridad de que está a las puertas". Así, recalcó que, aunque "los tuviéramos por millones, no está pensado repartirlos en la población porque no son vacunas".

Rambla afirmó que a los técnicos que trabajan en el control de las aves se les debe suministrar de "los equipos correspondientes, con mascarillas y equipamiento", y apuntó que sólo en el caso de que se dieran "una serie de circunstancias en el contacto de un humano con un ave en determinadas condiciones, podríamos valorar la posibilidad de dar un antiviral". Precisó que es así como "está protocolizado adecuadamente en nuestro plan de prevención frente a la pandemia de la gripe".

Manifestó que el suministro de estos tratamientos "no está indicado ni por la Organización Mundial de la Salud ni por los laboratorios" y, además, "en ningún país se están dando antivirales a las personas que están trabajando en el control y análisis de las aves".

Por todo ello, el conseller de Sanidad afirmó que no pensaba que finalmente fuera a existir "ningún problema" para "entenderse" entre la conselleria de Agricultura y los técnicos.