Fenil avisa de que el estudio sobre el alto contenido de azúcares en los yogures está hecho en productos del Reino Unido

Fenil avisa de que el estudio sobre el alto contenido de azúcares en los yogures está hecho en productos del Reino Unido
19 de septiembre de 2018 GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / TASHKA2000 - ARCHIVO

MADRID, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Federación Nacional de Industrias Lácteas (Fenil) ha avisado de que el estudio publicado en el 'British Medical Journal', en el que se señala que los yogures tienen un alto contenido de azúcar, está realizado en base a los productos del mercado británico, por lo que son diferentes a los que hay en España.

"El gusto del consumidor británico y preferencia por el sabor dulce es superior al español, siendo, por tanto, las formulaciones de los productos diferentes", ha aseverado la organización, para informar de que el contenido de azúcares totales de un yogur de sabores en el estudio de Reino Unido es de 20 gramos por cada 100 gramos, mientas que, en un trabajo realizado por las autoridades sanitarias españolas en el mismo año, es de unos 12 gramos por cada 100 gramos.

Asimismo, Fenil ha comentado que en el estudio "no hay un desglose de producto en las cifras", incluyendo en el sumatorio postres y otros lácteos, que son más ricos en azúcares añadidos por la categoría a la que pertenecen. Además, prosigue, en el trabajo se habla de contenido total de azúcares, sin diferenciar el contenido de azúcar naturalmente presente en el yogur.

Los productos lácteos, y el yogur en particular, son una fuente importante de nutrientes para la salud, a incluir en la dieta diaria. El yogur es fuente de proteínas de alta calidad biológica, y de múltiples micronutrientes esenciales como, por ejemplo, calcio, fósforo, magnesio, zinc, yodo, potasio, vitamina A, vitamina D, vitamina B12, y riboflavina (vitamina B2).

Por tanto, a juicio de la organización, hay que valorar su composición nutricional más allá de su aporte en azucares añadidos. En este punto, Fenil ha recordado que más del 60 por ciento del calcio de la dieta española procede de los lácteos, y el 75 por ciento de los escolares tienen ingestas de calcio inferiores a las recomendadas.

"Para llegar a la conclusión de que el consumo frecuente de yogur azucarado puede causar obesidad infantil, no es suficiente con recoger la información nutricional de los productos que están en ese momento en el mercado. Contrariamente a las conclusiones del estudio en el Reino Unido, en el estudio 'Aladino', realizado por las autoridades sanitarias españolas, no se encontró ninguna relación entre el consumo de productos lácteos y el incremento de obesidad y sobrepeso en niños y adolescentes", ha argumentado.

Finalmente, la organización ha informado de que las últimas evidencias científicas muestran que los lácteos contribuyen de manera beneficiosa a la gestión del peso corporal y están asociados con una menor presión arterial y reducen el riesgo de enfermedades cardiovasculares y la diabetes.