16 de enero de 2015

Los farmacéuticos de hospital celebran que Alonso revise el copago hospitalario aunque estaba "abandonado"

Los farmacéuticos de hospital celebran que Alonso revise el copago hospitalario aunque estaba "abandonado"
HOSPITAL DE VALME

MADRID, 16 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) celebra que el ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, reconociera este jueves en el Congreso que el copago a medicamentos dispensados en hospitales que impulsó su antecesora Ana Mato no tiene "mucho sentido" y va a revisarse su continuidad, si bien recuerdan que en la práctica todas las comunidades ya lo tenían "abandonado".

"No tenemos constancia de que se estuviera aplicando de forma real en casi ninguna comunidad", ha defendido el presidente de esta sociedad científica, José Luis Poveda, que no obstante considera oportuno que el Ministerio quiera "adecuar la normativa a las situaciones reales".

La medida afectaba a 157 presentaciones farmacológicas de 43 medicamentos destinados a procesos crónicos o graves --oncológicos, hepatitis, reproducción asistida, artritis reumatoide o degeneración macular, entre otros-- y fijaba un copago del 10 por ciento del precio del medicamento con un máximo de 4,26 euros en medicamentos que hasta entonces los pacientes adquirían gratis.

El presidente de la SEFH ha reconocido a Europa Press que desde un primer momento vieron que este copago no tenía beneficios desde el punto de vista recaudatorio ni disuasorio, ya que "los pacientes no acumulan estos medicamentos" sobre los que, además, ya existe un control muy exhaustivo.

"En estos casos lo que nos importa es que cumplan el tratamiento. No podemos ponerle más barreras que puedan condicionar ese cumplimiento porque son patologías graves. Además, las indicaciones están muy claras, estamos en comunicación directa con los servicios clínicos y trabajamos sobre protocolos, de modo que no se dispensa nada hasta que llega el momento, y con arreglo a la prescripción", ha defendido.

De hecho, avisaban de que conllevaba una "carga económica en términos burocráticos" ya que obligaba a los servicios de farmacia de los hospitales a incorporar sistemas para cobrar este importe.

Este fue uno de los motivos de que la mayoría de comunidades a no implantar la medida, ya que más de un año después de la medida el sistema no se estaba aplicando.

"Algunas habían sugerido que estaban modificando los sistemas informáticos, otras claramente habían dicho que no la iban a aplicar e incluso habían interpuesto recursos. La mayoría entendían que este proceso tenía poca lógica y le suponía un excesivo gasto para lo que era el aspecto recaudatorio", ha aseverado Poveda.

El presidente de la SEFH ha lamentado que la medida generara "mucho ruido" para que "luego en la lógica hospitalaria tuviera muy poco fundamento", y confía en que se vuelva a una "situación de normalidad legal que ya tenía en la práctica".

"Es mejor aceptar que se han equivocado, y rectificar es de sabios, que estar manteniendo postulados que ninguna comunidad había aceptado aunque se pudieran ver obligados legalmente. Cuando la lógica no la comprende nadie, a lo mejor hay que rectificar", ha sentenciado.

Para leer más