14 de mayo de 2019

Expertos en Microbiología piden reflexionar para frenar el aumento del 300% de casos de los sarampión en todo el mundo

Expertos en Microbiología piden reflexionar para frenar el aumento del 300% de casos de los sarampión en todo el mundo
FLICKR/DAVE HAYGARTH - ARCHIVO

MADRID, 14 May. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Microbiología y Salud (AMYS) ha pedido reflexionar para frenar el aumento del 300 por ciento de casos de los sarampión en todo el mundo, especialmente en países como Venezuela, Yemen, Francia, Grecia, Ucrania, Italia, Rumanía, Israel y Estados Unidos.

"El repunte de los casos de sarampión merece un análisis detenido y una reflexión importante. Cuando se deja de actuar sobre los microorganismos con un marcado componente patogénico, estamos contribuyendo a la reaparición o reemergencia de enfermedades que prácticamente estaban ya siendo olvidadas por el conjunto de la sociedad, como es este caso", ha dicho el presidente de AMYS, Ramón Cisterna.

Asimismo, el experto ha recordado que buscar el consejo del experto es la "mejor recomendación" que se puede hacer para poner en valor la eficacia y seguridad de las vacunas y, de esta forma, aprovechar las ventajas de este modelo de prevención que tanto han contribuido a la reducción de la morbimortalidad de las infecciones inmunoprevenibles.

"Convendría revisar actitudes en el conjunto de la atención sanitaria y de la Salud Publica que eviten situaciones como ésta, que ha llevado a algunos países, como Estados Unidos, a exigir la vacunación por imperativo legal", ha dicho el presidente de AMYS, para destacar que por las características de gran contagiosidad del virus que causa sarampión, basta que un pequeño número de personas no se vacune para que el virus vuelva a aparecer.

Así, salvo en el caso de la viruela, que ha sido erradicada, las enfermedades pueden reaparecer en cuanto se baja la guardia respecto a la necesidad de proteger a la población con las vacunas, o lo que es lo mismo cuando las tasas de vacunación disminuyen en el conjunto de una sociedad.

"El sarampión es una enfermedad producida por un virus que conocemos, pero pocos son conscientes de sus consecuencias tanto en personas sanas como en las personas cuyo sistema inmune se encuentra debilitado", ha añadido la doctora del servicio de Microbiología y Control de Infección del Hospital Universitario de Basurto (Bilbao) y vocal de la organización, Ruth Figueroa.

Se trata de una enfermedad altamente contagiosa, que se transmite de persona a persona por vía aérea (al hablar, al estornudar o toser) y tiene capacidad de perdurar en el medio ambiente y sobre las superficies un mínimo de dos horas. Los síntomas aparecen de 7 a 12 días después de tener contacto con el virus y va acompañada de tos, rinorrea (goteo nasal), conjuntivitis, fiebre, malestar general y erupción cutánea.

Las complicaciones más graves del sarampión son ceguera, encefalitis (infección cerebral), diarrea grave, neumonía e infecciones de oído (incluso generar sordera), las cuales pueden afectar sobre todo a menores de 5 años y a mayores de 30.

Tienen mayor riesgo de contagio las personas que no hayan padecido la enfermedad, las que no hayan sido vacunadas o quienes no hayan recibido las dos dosis correctamente, mujeres embarazadas cuyo estado vacunal sea desconocido, niños con desnutrición, personas con deficiencia de vitamina A y personas con un sistema inmunológico debilitado.