6 de septiembre de 2006

Una experta rechaza las 'dietas milagro' y advierte que para perder peso lo mejor es comer "de todo y poquito"

MADRID, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

La jefe de sección del hospital universitario de Getafe, Susana Moreneo Mejías, advirtió hoy ante la abundancia de 'dietas milagro' que se ofrecen a la vuelta de las vacaciones que "la mayoría es un fraude" y recomendó que lo mejor para bajar esos kilos de más que se cogen en verano es elegir los alimentos de forma que se coma "de todo" y "poquito".

En declaraciones a Europa Press TV, explicó que la época estival "es una época en la que hacemos excesos de comida" porque la gente lo considera "una época placentera y agradable". Los hábitos de alimentación cambian con respecto al resto del año, principalmente se tiende a comer entre horas y a no respetar los horarios de las comidas.

Por ello, Moreneo abogó por "ordenar las comidas" de nuevo a la vuelta del verano y "hacer un mínimo de tres comidas al día", si bien apuntó que lo "ideal" es comer en cinco ocasiones diariamente. Además, incidió en la importancia de "reducir los aperitivos, que engordan mucho si se acompañan con alcohol, reducir el alcohol y los helados", así como consumir fruta y verdura.

Según esta endocrinóloga, se puede comer de todo "pero sin pasarse". En este sentido, recordó que hay que tener cuidado con los alimentos que llevan grandes cantidades de dulce o de grasa, ya que son los que más engordan.

Moreneo aseguró que tras las vacaciones veraniegas, "con frecuencia aumentan las consultas", aunque admitió que en realidad salvo que el sobrepeso sea muy alto o sea un problema como el colesterol alto o la tensión, no es estrictamente necesario consultar con un especialista, pues con seguir unas normas básicas "se puede recuperar la línea".

Además, apuntó que si además se quiere intentar perder peso con ejercicio, si se hace "de forma habitual, no exige una alimentación especial". Ésta sólo sería necesaria si se hacen ejercicios "de alto rendimiento o con entrenamientos muy severos".

En este sentido, apuntó que "proponerse hacer ejercicio es muy saludable y recomendable" y que la norma "fundamental" es comer adecuadamente. Así, afirmó que es necesario ingerir "la suficiente cantidad de hidratos de carbono e hidratarse bien".