La Eurocámara pide que los países de la UE cooperen en las evaluaciones de medicamentos para evitar duplicidades

La Eurocámara pide que los países de la UE cooperen en las evaluaciones de medicamentos para evitar duplicidades
3 de octubre de 2018 REUTERS/VINCENT KESSLER - ARCHIVO

BRUSELAS, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Parlamento Europeo ha pedido este miércoles que los Estados miembros de la Unión Europea cooperen en el futuro entre ellos en las evaluaciones de medicamentos y tecnologías de la salud en general, con el fin de acabar con la duplicación de las pruebas que los países efectúan para determinar el valor añadido de las medicinas y fijar su precio.

La resolución, que ha contado con el apoyo de 576 votos a favor frente 56 en contra y 41 abstenciones, hace hincapié en que se eliminen las barreras existentes actualmente en la UE para acceder a algunos medicamentos y tecnologías innovadoras, como la falta de tratamiento para algunas enfermedades y el elevado precio de las medicinas.

En la actualidad, la evaluación de los medicamentos y de la tecnología sanitaria es competencia exclusiva de los Estados miembros, por lo que la diversidad de normativas ha llevado en muchos casos a una "duplicación innecesaria de las evaluaciones y un incremento del coste financiero y administrativo para los diseñadores de la tecnología sanitaria", según la Eurocámara.

"Es un paso hacia delante que mejorará el acceso de los ciudadanos europeos a los medicamentos y a las nuevas tecnologías de la salud. También redundará en la calidad, ayudará a fijar prioridades en la investigación y eliminará duplicidades innecesarias", ha asegurado la ponente parlamentaria del informe, la socialista Soledad Cabezón.

La nueva legislación pretende en ese sentido establecer el procedimiento para llevar a cabo, de manera voluntaria, evaluaciones conjuntas por parte de los Estados miembros de medicamentos y productos sanitarios, así como de los procedimientos y medidas de prevención, diagnóstico y tratamiento.

No obstante, los gobiernos de la UE todavía deben acordar una posición común antes de iniciar las negociaciones con la Eurocámara y llegar a un acuerdo para que la nueva normativa pueda entrar en vigor.