19 de noviembre de 2012

MSD colabora en el proyecto 'Una Maternidad sin Riesgo' para combatir la mortalidad materna en el Congo

MADRID, 19 Nov. (EUROPA PRESS) -

MSD, conocida como Merck en Estados Unidos y Canadá, ha anunciado la concesión de una aportación en el proyecto 'Una Maternidad sin Riesgo' para mejorar la salud materna en la República Democrática del Congo, concretamente en el hospital general de referencia Monkole (Kinshasa).

Esta contribución forma parte del programa 'MSD for Mothers Global Giving', que concede subvenciones en 20 países en todo el mundo, y se enmarca dentro de las colaboraciones que la Organización Navarra para Ayuda entre los Pueblos (ONAY) realiza en dicho hospital desde hace más de 15 años con el objetivo de mejorar la accesibilidad y la calidad de vida de las madres e hijos.

Concretamente, ONAY se dedica a reforzar las habilidades del personal sanitario especializado en salud materna y neonatal, para que aprendan a prevenir, detectar y tratar las complicaciones ligadas a los embarazos; fortalecer una red de salud maternal y neonatal entre centros sanitarios y hospitales de la zona orientada al tratamiento de embarazos de riesgo; y concienciar a los jóvenes sobre la importancia del control prenatal a través de un programa de salud en las comunidades de la zona.

"El gran objetivo es que las madres tengan acceso a consultas prenatales oportunas y de calidad, contribuir a la disminución de la mortalidad materna, ante las complicaciones en el embarazo, y mejorar la salud reproductiva de las madres y de los jóvenes en este país de África, último en el índice de desarrollo humano según Naciones Unidas", han comentado el director de ONAY, Pablo Martínez, y el responsable del proyecto, Juan Arbulú.

Por otra parte, 'MSD para las Madres' es un proyecto a largo plazo, de 10 años, dotado con 385 millones de euros (500 millones de dólares), reforzado por alianzas estratégicas, y cuya finalidad es crear un mundo en el que ninguna mujer fallezca debido a las complicaciones durante el embarazo o al dar a luz.

"La muerte de una mujer por complicaciones en el embarazo o el parto es una de las tragedias más antiguas y prevenibles dentro de la sanidad mundial", ha señalado el director general de MSD España, Ángel Fernández, quien ha destacado el apoyo de su compañía a ONAY porque "contribuirá a reforzar los servicios en salud materna en la República Democrática del Congo con el objetivo de salvar la vida de las mujeres".