11 de abril de 2007

EE.UU identifica genes asociados a la eficacia de la quimioterapia en las células cancerígenas

EE.UU identifica genes asociados a la eficacia de la quimioterapia en las células cancerígenas

MADRID, 11 Abr. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad de Texas Southwestern en Dallas (Estados Unidos) han descubierto hasta 87 genes asociados al efecto que ejerce el paclitaxel, uno de los principales fármacos de quimioterapia, sobre las células del cáncer de pulmón. Los resultados del trabajo, que muestra que una menor actividad de estos genes convierte en especialmente vulnerables a las células cancerígenas, se publican en la revista 'Nature'.

Según los investigadores, la reducción de la expresión de varios de estos genes sensibiliza las células del cáncer de pulmón al paclitaxel en concentraciones 1.000 veces menores que las que suelen ser necesarias para obtener una respuesta significativa. Algunos de los genes identificados son actuales dianas para los componentes existentes y podrían ser evaluados en relación a las respuestas a combinaciones de fármacos, mientras que otros podrían convertirse en nuevas dianas terapéuticas.

El estudio indica una nueva forma de análisis de las alteraciones en las células cancerígenas que las hacen especialmente sensibles a la terapia, así el tratamiento podría dejar el tejido normal relativamente libre de daños ya que la utilización de menores cantidades del fármaco reduce los efectos secundarios asociados al tratamiento.

Los científicos utilizaron una base de datos de moléculas pequeñas de ARN (ARN de interferencia) para identificar 87 genes que participan en la respuesta de las células cancerígenas al fármaco de quimioterapia paclitaxel. En su análisis los investigadores emplearon un total de 84.508 moléculas diferentes de ARN de interferencia.

Durante el trabajo de laboratorio los investigadores añadieron paclitaxel a cada una de estas moléculas durante dos días. Al examinar la supervivencia de las células, los investigadores determinaron qué genes participaban en la sensibilidad al fármaco por parte de las células.

Los científicos probaron de nuevo los seis genes que mostraron un efecto más fuerte con paclitaxel añadiendo otros dos fármacos de quimioterapia, vinorelbina y gemcitabina. Los resultados no fueron tan destacados como los vistos con el paclitaxel.

El estudio se ha desarrollado en células cancerígenas aisladas lo que supone que será necesario analizar si el bloqueo de estos genes en animales vivos posee el mismo efecto.