25 de marzo de 2019

Bill Gates acusa a los talibán de obstaculizar la lucha contra la polio en Afganistán

Bill Gates acusa a los talibán de obstaculizar la lucha contra la polio en Afganistán
FLICKR/MASARU KAMIKURA - ARCHIVO

MADRID, 25 Mar. (Reuters/EP) -

Los líderes locales de los talibán afganos están obstaculizando los esfuerzos mundiales para erradicar la poliomielitis, pero Afganistán y Pakistán deben continuar su lucha para "llegar a cero casos", señala este lunes el filántropo Bill Gates en una entrevista telefónica con Reuters.

El cofundador de Microsoft se ha mostrado optimista sobre el plan global para erradicar esta paralizante enfermedad viral, pero lamenta que el conflicto de Afganistán y las luchas de poder obstaculizan el progreso. "El gran problema siempre está relacionado con los talibán", apunta Gates, cuya fundación es uno de los mayores financiadores de la campaña de erradicación de la polio.

La poliomielitis es un virus que se propaga en zonas con saneamiento deficiente. Ataca al sistema nervioso y puede causar parálisis irreversible a las pocas horas de la infección. Los niños menores de cinco años son los más vulnerables, pero puede prevenirse mediante la vacunación. El éxito en la reducción del número de casos en todo el mundo se ha debido en gran medida a las intensas campañas nacionales y regionales de inmunización de bebés y niños.

Las últimas cifras de la Iniciativa Mundial para la Erradicación de la Poliomielitis (GPEI, por sus siglas en inglés) muestran que en todo el mundo se registraron 33 casos de poliomielitis en 2018 y seis hasta la fecha en 2019, 16 de ellos en Pakistán y 23 en Afganistán. Estos dos, más Nigeria, son los últimos países donde la enfermedad es endémica.

La GPEI, que incluye a la OMS, la Fundación Bill y Melinda Gates, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y otros, comenzó su campaña para erradicar la poliomielitis en 1988, cuando la enfermedad era endémica en 125 países y paralizaba a casi 1.000 niños al día en todo el mundo.

Desde entonces, ha habido por lo menos una reducción del 99 por ciento en los casos. Pero erradicar la enfermedad (algo que sólo se ha logrado con otra enfermedad humana, la viruela) está demostrando ser una tarea larga y difícil.

"Tenemos que llevar a Afganistán y Pakistán a cero casos. Necesitamos que los donantes gubernamentales mantengan su compromiso", defeinde Gates, quien puntualiza que el programa mundial contra la polio está funcionando en Pakistán, y que mantiene buenas relaciones con su primer ministro, Imran Khan.

El "único potencial negativo" en la región es la inestabilidad en Afganistán, donde los líderes talibán parecen no tener una política única, sino "decidir lo que quieren y lo que no quieren permitir" con respecto a la vacunación contra la poliomielitis, indica Gates. "Eso es sobre lo que no tenemos predictibilidad ni control. A veces impiden que las campañas se lleven a cabo. Pero lo ideal es que permitan la entrega de vacunas de casa en casa", reconoce.

Gates pone como ejemplo a la India, que hace 12 años era responsable del 70 por ciento de todos los casos de poliomielitis. Esta semana se cumplen cinco años desde la última vez que se registró un caso. El filántropo define el caso del país asiático, con una población de 1.300 millones de personas, como "alucinante". "El éxito allí demuestra que la polio puede terminar en todo el mundo", concluye.

Contador

Lo más leído