5 de septiembre de 2014

La UE destina 140 millones de euros a los países del África occidental afectados por el ébola

Bruselas defiende la necesidad de mantener el transporte aéreo a la zona y reclama no asilar a los países afectados

   BRUSELAS, 5 Sep. (EUROPA PRESS) -

   La Unión Europea destinará un paquete de ayuda de 140 millones de euros para apoyar a Guinea Conakry, Sierra Leona, Liberia y Nigeria, los países del África occidental afectados por el virus del ébola.

   Del total, 38 millones de euros se centrarán en reforzar los sistemas de salud de los países afectados, incluido reforzando los centros de tratamiento y apoyo al personal sanitario, tanto en la actual fase de crisis como en la fase de recuperación, así como a la seguridad alimentaria y al agua y servicios sanitarios, que son claves para contribuir a la salud de la población en el contexto actual del virus.

   La UE destinará 97,5 millones para reforzar la capacidad de los Gobiernos en Liberia y Sierra Leona para garantizar los servicios públicos, especialmente sanitarios, y garantizar la estabilidad macroeconómica de ambos países.

   Los cinco millones de euros restantes del paquete financiarán laboratorios móviles para contribuir a las labores de detección, análisis y confirmación de casos y al entrenamiento del personal sanitario. Varios equipos de expertos europeos que participan en el proyecto del Laboratorio Europeo Móvil expertos en enfermedades infecciosas se encuentran sobre el terreno en Guinea y Nigeria desde hace tiempo y otro equipo llegará a Liberia la próxima semana.

   La UE había comprometido previamente un paquete de 11,9 millones de euros de ayuda humanitaria para frenar el avance del ébola en los países del África occidental desde marzo, incluidos ocho millones del paquete de 38 millones anunciado ahora para reforzar los sistemas de salud de los países afectados.

   El comisario de Desarrollo, Andris Piebalgs, que anunciará este viernes la nueva ayuda para frenar el ébola durante su visita a Benín, ha advertido de que el brote del virus es "extremadamente preocupante" no solo por su impacto en los servicios de salud de los países sino también por su impacto para su estabilidad económica, seguridad alimentaria, agua y servicios sanitarios.

   En este sentido, ha subrayado que el paquete de ayuda muestra el compromiso de la UE con "una respuesta internacional fuerte y coordinada" para "hacer todo lo posible para ayudar a los Gobiernos en aquellos países afectados en las áreas donde más se necesita".

   Por su parte, la comisaria de Ayuda Humanitaria, Kristalina Georgieva, ha advertido de que la situación va "de mal en peor" pese a los esfuerzos "valientes" del personal sanitario y ONG sobre el terreno y la ayuda internacional. "Las necesidades superan la capacidad de reacción de la comunidad internacional. Necesitamos sumar nuestros esfuerzos y dar transporte aéreo adecuado y equipos médicos a nuestros socios a fin de combatir esta amenaza", ha defendido.

RIESGO EN EUROPA

   El Ejecutivo comunitario ha dejado claro que el riesgo hasta ahora de que el virus se propague por Europa es "extremadamente bajo" y ha insistido en que a pesar de que se trata del peor brote y primer registrado en el África occidental éste "se puede controlar con las medidas adecuadas y equipos" si se cuenta con "la implicación activa de los socios locales e internacionales". "Medidas destinadas a aislar a los países sólo exacerbarían la situación", ha avisado.

   Aunque el virus es "altamente contagioso", la transmisión entre humanos solo ocurre por el contacto de flujos corporales o sanguíneos, ha recordado el Ejecutivo comunitario, que trabaja "estrechamente" con los expertos sanitarios de los Veintiocho para "sincronizar medidas" e informales de los últimos desarrollos.