5 de noviembre de 2012

Desarrollan un tratamiento para una forma hereditaria de la enfermedad renal

MADRID, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Clínica Mayo han desarrollado un tratamiento farmacológico prometedor para el tratamiento de una forma hereditaria de la enfermedad renal llamada poliquistosis renal autosómica dominante (PQRAD). El medicamento, tolvaptán, frenó el ritmo de crecimiento del quiste renal durante los tres años del estudio en fase III, cuyos resultados se presentaron hoy en la reunión anual de la Sociedad Americana de Nefrología, que se celebra desde el pasado 30 de octubre hasta el próximo domingo.

El estudio multicéntrico, publicado en 'New England Journal of Medicine', demostró que tolvaptán redujo a cerca del 50 por ciento la tasa de aumento del volumen renal total (una medición del crecimiento del riñón poliquístico) durante el período de estudio, en comparación con el placebo. "El PQRAD es el más común heredado y la cuarta causa global más frecuente de insuficiencia renal en todo el mundo", explica el autor principal y nefrólogo de la Clínica Mayo, Vicente Torres.

"En la mayoría de los pacientes con esta enfermedad, el crecimiento de quistes en los riñones es implacable, destruye el tejido, provoca hipertensión, tiene complicaciones dolorosas y afecta negativamente a la calidad de vida", enumera el director de la investigación, financiada por Otsuka Pharmaceuticals.

"Los resultados de este estudio revelan la existencia de un potencial tratamiento que limita el crecimiento renal, disminuye los síntomas asociados y desacelera el deterioro de la función renal cuando se administra más de tres años", añade Torres, quien recuerda que aunque los ensayos clínicos con tolvaptán son alentadores, todavía no ha sido aprobado para esta indicación.