10 de marzo de 2006

El consumo de cannabis en adolescentes españoles se ha convertido en una "epidemia" según expertos

MADRID, 10 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) resaltó hoy que está aumento de jóvenes con dependencia al cannabis debido a la falta de percepción del riesgo de esta droga, aunque sólo un porcentaje pequeño de los consumidores tienen problemas de adicción. Además, advirtieron que el consumo de esta sustancia en adolescentes españoles se ha convertido en una "epidemia".

En este sentido, la entidad abogó por una mayor implicación de los médicos de familia para favorecer la detección precoz de los consumos de cannabis de riesgo, durante las Jornadas de Actualización en Medicina de Familia, que se están celebrando en Madrid, con el patrocinio de Novartis.

El doctor Fernando Caudevilla, médico de familia y responsable de un taller dedicado al manejo de las drogodependencias en Atención Primaria dentro de semFYC, calificó de "epidemia" el actual consumo de cannabis entre adolescentes, ya que en los últimos diez años se han duplicado los consumidores de cannabis y cuadriplicado los de cocaína, según los últimos datos del Plan Nacional de Drogas.

Por su parte, el vicepresidente de la semFYC, el doctor Asensio López, insistió en que la Administración debería utilizar los recursos disponibles en los centros de salud y el conocimiento de los médicos de familia en el abordaje de estas situaciones de riesgo, sobre todo entre los más jóvenes. En este sentido, informó que el nuevo programa de la especialidad incluye un área de conocimiento al respecto y el actual Plan Nacional de Drogas tiene como uno de sus objetivos integrar la atención a estos trastornos en el sistema sanitario, con una mayor implicación de los médicos de Atención Primaria.

Según López, la intervención del profesional de atención primaria debe centrarse en ofrecer orientación a las familias que viven en circunstancias que puedan favorecer el desarrollo de una drogodependencia procurando lograr una detección precoz del problema.

No obstante --subrayó-- las administraciones son responsables del abandono de políticas de prevención y semFYC considera imprescindible que se tomen decisiones urgentes dirigidas a aumentar los presupuestos en actividades de prevención.

En concreto, uno de cada tres menores de 16 años ha consumido alguna vez cannabis y el 8 por ciento de los jóvenes entre los 15 y los 24 años afirma haber tomado éxtasis en algún momento de su vida, lo que pone de relieve que el primer contacto con la droga se produce a edades muy tempranas, y sin dificultades en el acceso.