12 de febrero de 2014

Objetivo: frenar el avance de las bacterias resistentes a los antibióticos

MADRID, 12 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Un consorcio europeo, en el que participan empresas como Biomol-Informatics (España) y liderado por GlaxoSmithKline y la Universidad de Uppsala (Suecia) y que agrupa a más de 30 grupos de investigación públicos y privados en el marco de la Iniciativa de Medicamentos Innovadores (IMI), ha creado el proyecto 'ENABLE' con el fin de frenar el avance de las bacterias resistentes a los antibióticos.

   Concretamente, la iniciativa IMI, financiada con fondos de la Comisión Europea y de las compañías farmacéuticas de la asociación europea EFPIA, ha lanzado una serie de macro-proyectos ND4BB, entre los que destaca el denominado 'ENABLE'.

   En este sentido, la empresa de alta tecnología Biomol-Informatics, especialista en diseño virtual de fármacos a través de cálculos computerizados y única en España que incluye los últimos avances en simulación de mecánica cuántica aplicada al diseño biomédico, participa en este proyecto aportando tres posibles nuevos compuestos diseñados por ella y que serán mejorados a lo largo de los próximos 6 años.

   Para ello cuenta con la ayuda y participación del jefe de línea en el Centro de Biología Molecular "Severo Ochoa" de Madrid (CSIC), Paulino Gómez-Puertas; el jefe del laboratorio del Hospital La Paz de Madrid, Jesús Mingorance; y el del CNB-CSIC, Miguel Vicente.

   El objetivo es tener listos en 2019 una batería de nuevos antibióticos que puedan ser comercializados en un plazo breve de tiempo.