24 de octubre de 2012

COMUNICADO (1): El personal de Enfermería unifica los criterios de atención en las Unidades Especializadas en EII

El objetivo del "II Curso de Enfermería en Enfermedad Inflamatoria Intestinal", que se ha realizado en el Hospital Clínic, es que los pacientes reciban la misma información y se sientan seguros en el abordaje de su enfermedad.

BARCELONA, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

La actualización del conocimiento sobre la Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII) y la unificación de los criterios en el cuidado de los pacientes con esta patología han sido los objetivos principales del "II Curso de Enfermería en Enfermedad Inflamatoria Intestinal" que ha concluido este fin de semana en el Hospital Clínic de Barcelona.

Esta iniciativa, dirigida a los profesionales de Enfermería, ha sido puesta en marcha por la Unidad de Enfermedad Inflamatoria Intestinal del Servicio de Gastroenterología, del Instituto Clínico de Enfermedades Digestivas y Metabólicas de este hospital, y cuenta con la colaboración de MSD.

Tras la buena acogida de la primera edición, celebrada el año pasado con la participación de 40 enfermeros y enfermeras dedicados al manejo de los pacientes con Enfermedad de Crohn y Colitis Ulcerosa -las dos principales patologías que agrupan la Enfermedad Inflamatoria Intestinal-, se ha decidido este año ampliar la formación ofrecida.

Así lo valora Marta Gallego, enfermera asistencial de la Unidad de Enfermedad Inflamatoria Intestinal del Hospital Clínic de Barcelona y coordinadora del curso, "la primera edición fue un éxito rotundo. A través de una encuesta de valoración, los asistentes manifestaron su satisfacción. El número limitado de alumnos hizo que algunas personas interesadas en asistir se quedaran sin plaza, por lo que este año, con el desarrollo de esta segunda edición, damos otra oportunidad de formación a 40 profesionales más".

La importancia de homogeneizar los mensajes

Uno de los objetivos del II Curso de Enfermería en Enfermedad Inflamatoria Intestinal ha sido unificar los criterios en el cuidado de estas enfermedades en todas las unidades especializadas existentes en España. La Dra. Elena Ricart, especialista senior del Servicio de Gastroenterología del Hospital Clínic de Barcelona y coordinadora del curso, describe que "es fundamental homogeneizar la información y difundir a todos los niveles los conocimientos más actuales de la EII. Todo el personal sanitario debe manejar la misma información ya que al transmitirla al paciente, éste recibirá un mensaje homogéneo y de esta manera, el paciente se sentirá más seguro".

Para ilustrar la importancia de la coherencia en los mensajes, la Dra. Ricart recurre al ejemplo de la dieta. "Hace tiempo, el primer consejo que se daba al paciente era evitar ciertos tipos de alimentos en su dieta, como los lácteos. Sin embargo, tras años de investigación no hay evidencias científicas que soporten este consejo y lo que se ha comprobado es que los pacientes con EII deben alimentarse de forma variada y no eliminar ningún alimento de su dieta. Es importante que la información unificada y actualizada, según las evidencias científicas, se transmita al paciente desde todos los niveles de la asistencia sanitaria".

Asistencia integral del paciente con Enfermedad Inflamatoria Intestinal

La formación de enfermería en estas patologías resulta fundamental para el abordaje integral de los pacientes con EII. La Dra. Ricart apunta que "hay evidencias científicas que aportan datos sobre los beneficios de la atención integral a los pacientes con EII y en esta atención, los profesionales de Enfermería son un elemento básico".

El papel del personal de enfermería en el cuidado de los pacientes con EII es muy amplio y puede variar en función de las diferentes áreas de abordaje (Hospital de Día, consultas externas u hospitalización). El objetivo principal es ofrecer continuidad en la atención y promover la autonomía del paciente aportando dedicación del tiempo necesario, educación y apoyo para que sean capaces de detectar y resolver problemas relacionados con su enfermedad.

Desde la introducción de las terapias biológicas los profesionales de enfermería formados en el manejo de estos fármacos, adoptan funciones importantes en la monitorización, valoración del paciente y detección de efectos adversos. En la consulta de enfermería se realizan actividades preventivas para que todos los pacientes con EII estén protegidos frente a determinadas infecciones en el caso de que haya que utilizar tratamiento inmunosupresor. Marta Gallego explica que "es muy importante actualizar el calendario de vacunación de los pacientes en el momento del diagnóstico de la enfermedad que es cuando los pacientes tendrán una mejor respuesta a la vacunación. De esta manera estarán protegidos frente a determinadas infecciones en el caso de que tengan que hacer uso de medicamentos inmunosupresores".

La educación del paciente como pilar de la atención integral

El abordaje integral del paciente por parte de los enfermeros y enfermeras, se completa con un programa de educación que se puede realizar a través de consultas programadas. La Dra. Ricart incide en que "la consulta de enfermería es una segunda oportunidad para el paciente de hablar sobre su enfermedad, en la que tendrá la posibilidad de preguntar dudas que no haya tenido tiempo de comentar con el médico. Además, afianzará conocimientos sobre su enfermedad que le proporcionarán la información clave para poder alcanzar un mejor control de su patología. A través de una buena educación, si el paciente asume los conocimientos y es capaz de ponerlos en práctica, se pueden reducir visitas médicas, visitas a urgencias, etc." En este sentido, Marta Gallego explica que "es importante que el paciente conozca y comprenda su enfermedad, así como que sepa identificar los signos de alarma por los cuales debe consultar."

En el Hospital Clínic tratan de programar la primera consulta de enfermería unos días después de que el paciente haya recibido el diagnóstico. De esta manera, Marta Gallego detalla que "el paciente habrá tenido tiempo de asimilar la información proporcionada por el médico y podrá apuntar sus dudas iniciales para exponérselas a el enfermero o enfermera que le atienda en la primera consulta."

Dentro del proceso de educación al paciente en su enfermedad, también es importante la concienciación sobre los beneficios de adquirir unos hábitos de vida saludables. El personal de enfermería, en coordinación con el personal clínico, aconseja a los pacientes incorporar a su vida diaria una dieta variada y la práctica de ejercicio físico y resaltan la recomendación de la deshabituación tabáquica, especialmente en la enfermedad de Crohn.