27 de enero de 2021

Bruselas insta a AstraZeneca a enviar dosis desde Reino Unido si tiene problemas en una fábrica de la UE

Bruselas insta a AstraZeneca a enviar dosis desde Reino Unido si tiene problemas en una fábrica de la UE
19 January 2021, India, Kolkata: A health worker holds a bottle of Coronavirus vaccine called "Covischield", developed by AstraZeneca in partnership with Oxford University. Photo: Sumit Sanyal/SOPA Images via ZUMA Wire/dpa - SUMIT SANYAL/SOPA IMAGES VIA ZUM / DPA

BRUSELAS, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea ha instado a AstraZeneca a enviar a la UE dosis de su vacuna desde alguna de las dos plantas que la farmacéutica tiene en Reino Unido si ha registrado problemas de producción en una de las plantas que tiene dentro del bloque, en Bélgica y Alemania.

El Ejecutivo comunitario ha puntualizado que el contrato con la compañía prevé que las entregas a los Estados miembros se harán desde cuatro fábricas, de las cuales dos se encuentran en Reino Unido, una en Bélgica y la cuarta en Alemania.

“No hay jerarquía entre las plantas. En esos contratos hay cuatro plantas pero no diferencia entre las de Reino Unido y las de la UE. Las de Reino Unido son parte de nuestros acuerdos de compra anticipada”, ha reiterado en una comparecencia de prensa la comisaria de Salud, Stella Kyriakudes.

La chipriota ha añadido que en el contrato no se especifica que “un país, o Reino Unido, tenga prioridad por haber firmado antes”. “Contempla un calendario trimestral y si fuera el caso (que un país concreto tiene preferencia), AstraZeneca tendría que haberlo puesto en una cláusula”, ha señalado.

Bruselas, ha insistido Kyriakides, rechaza la “lógica” de que “se sirve primero al que llega primero”. “Puede funcionar en una carnicería de barrio, pero no en contratos y desde luego no en nuestros acuerdos de compras anticipadas”, ha subrayado.

Además, la Comisión Europea ha invitado a AstraZeneca a publicar el contrato firmado entre ambas partes para la adquisición de hasta 400 millones de vacunas, puesto que entiende que su consejero delegado, Pascal Soriot, ya ha desvelado algunas de las cláusulas protegidas por confidencialidad en la entrevista que concedió este martes a varios medios europeos.

La vacuna de AstraZeneca y la Universidad de Oxford todavía no está autorizada en la UE, pero se espera que la aprobación por parte de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) pueda llegar este mismo viernes. La tensión entre Bruselas y la compañía ha ido en aumento desde que la semana pasada la segunda comunicara que el ritmo de las entregas a los Estados miembros será mucho menor del pactado por problemas en la producción de las dosis.

EXPLICACIONES INSUFICIENTES

Hasta ahora, AstraZeneca ha argumentado que el retraso en la entrega de dosis de su vacuna a los Estados miembros de la UE se debe a un peor “rendimiento” en una de las fábricas que tiene en la UE, una razón que Bruselas ve “inconsistente” porque da por seguro que la empresa tiene más vacunas en el resto de plantas, según han explicado fuentes comunitarias.

“No se nos ha dicho cuál es el problema real”, critican las mismas fuentes, que apuntan incluso a “diferentes versiones” dentro del equipo de representantes de AstraZeneca que han mantenido conversaciones con la Comisión Europea. “No nos creemos que no tengan 'stock' (de vacunas) en las otras tres plantas”, han enfatizado.

Las dos partes se reunirán de nuevo esta tarde a partir de las 18.30 horas y Bruselas espera que el grupo farmacéutico explique “con claridad” cómo piensa solucionar el problema y cumplir con el contrato.

De cara a dicho encuentro, Kyriakides ha instado a la farmacéutica a “involucrarse completamente, reconstruir la confianza, dar información completa y cumplir sus obligaciones contractuales, sociales y morales”.

Aunque la comisaria no querido entrar en cifras concretas, fuentes de la Comisión señalan que AstraZeneca prevé entregar únicamente un cuarto de las dosis prometidas para todo el tercer trimestre, que alcanzaban una cantidad de “tres cifras”. Esta reducción es “inaceptable” para Bruselas.

Lo que sí ha querido dejar claro Kyriakides es que Bruselas no prohibirá ni restringirá las exportaciones de vacunas desde la UE a terceros países, sino que el mecanismo que propondrá esta semana tendrá el objetivo de aportar “transparencia” y “claridad” con respecto a las dosis que son producidas en la UE y a quién se entregan.