12 de mayo de 2006

Aragón.- El Hospital de Teruel potencia su servicio con una resonancia magnética

TERUEL, 12 May. (EUROPA PRESS) -

El Hospital Obispo Polanco de Teruel comenzará la realización de pruebas diagnósticas con resonancia magnética a mediados del próximo mes de junio, según ha confirmado la consejera de Salud y Consumo, Luisa María Noeno, quien ha visitado las nuevas instalaciones de esta unidad, de 611 metros cuadrados de superficie, en las que se han invertido 620.000 euros.

En estos momentos se están llevando a cabo los trabajos de ajuste y calibración de este equipo de alta tecnología y, posteriormente, se efectuará un curso de formación para el personal de la unidad, antes de comenzar el trabajo con los pacientes.

Se trata de un equipo de radiodiagnóstico "abierto", que ofrece una mayor comodidad para los pacientes al evitar la sensación de claustrofobia (lo que facilita mucho el trabajo con los niños), y también para los profesionales, puesto que su sistema de radiofrecuencia potencia la calidad de la imagen.

La unidad estará dedicada a la práctica de diagnósticos en patologías relacionadas con el sistema musculoesquelético, el sistema neurológico, el tórax, el abdomen y la mama, y permitirá de 8 o 9 estudios por turno de trabajo.

La consejera de Salud y Consumo, ha visitado también el desarrollo de los trabajos que se llevan a cabo para la construcción de la nueva Unidad de Media Estancia de Salud Mental, que tendrá tres áreas asistenciales, la residencial, con 20 camas; la de hospital de día, con capacidad para 15 pacientes, y la de centro ocupacional, que constará de tres talleres. Estas obras, que se iniciaron el pasado mes de enero, tienen un plazo de ejecución previsto de 16 meses y en ellas se invertirán 1?9 millones de euros.

Luisa Noeno también ha conocido el emplazamiento del futuro centro de salud de la capital turolense, cuyas obras comenzarán, previsiblemente, en julio. La parcela cedida por el Ayuntamiento tiene una superficie de 7.300 metros cuadrados y se halla situada en el Plan Parcial "Ensanche del Ensanche".

El futuro centro de salud tendrá una superficie construida de 3.215 metros cuadrados, distribuidos en planta baja y dos e alzado, y el presupuesto es de 7,5 millones de euros. El centro podría estar concluido a finales de 2007 o comienzos de 2008.

El programa funcional del centro de salud incluye, como principal novedad, un área de casi 100 metros cuadrados para instalar equipos de radiología. Según ha comentado la consejera, esta previsión tiene como finalidad facilitar en Atención Primaria la realización de determinadas pruebas diagnósticas que eviten el posterior desplazamiento de los pacientes al hospital.

En relación con la construcción de nuevos hospitales en Alcañiz y Teruel, la consejera ha confirmado que "aunque todavía no se ven, ambos proyectos existen", puesto que se llevan meses trabajando los servicios técnicos de Planificación. Noeno ha confirmado que se están elaborando "conjuntamente y tienen el mismo ritmo" y que a finales de 2006 o principios de 2007 estarán concluidas las memorias funcionales y las maquetas. La consejera ha recordado que se puede trabajar con reflexión y tranquilidad puesto que los hospitales actuales no plantean una situación de "presión límite".

A propósito de la futura ubicación concreta de ambos centros, la consejera ha matizado que la decisión la tomará el Departamento de Salud y Consumo, pero "consensuada con los ayuntamientos", escogiendo el lugar más adecuado en función no sólo de las necesidades de ambos centros, sino de aspectos no menos importantes, como la accesibilidad o las posibilidades de futuro de esa situación.