21 de febrero de 2015

Alertan de que los vídeos en YouTube banalizan las consecuencias del alcohol y lo relacionan solo con diversión

MADRID, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Una variedad de factores sociodemográficos, personales y ambientales se han relacionado con las consecuencias negativas del consumo excesivo de alcohol durante la adolescencia y la edad adulta, con la publicidad del alcohol en los medios de comunicación como uno de ellos. Un reciente estudio del contenido de los vídeos destacados de YouTube sobre intoxicación aguda por alcohol alerta de que esos vídeos relacionan la intoxicación con la diversión y lo atractivo, mientras que con poca frecuencia muestran los resultados clínicos negativos.

   Los resultados de esta investigación se publicarán en la edición digital de marzo de 'Alcoholism: Clinical & Experimental Research'. "Varios estudios han relacionado ver películas que contienen imágenes sobre el abuso del alcohol con comportamientos reales relacionados con el alcohol", recuerda uno de los autores del trabajo, Brian A. Primack, profesor asociado de Medicina y Pediatría en la Universidad de Pittsburgh, Estados Unidos.

   "Estos estudios iniciales fueron transversales, por lo que era difícil determinar si las exposiciones influyen en los comportamientos o si las personas que bebían alcohol se sintieron atraídos por las imágenes relacionadas con el alcohol en los medios de comunicación. Sin embargo, los estudios longitudinales más recientes han sugerido que esa presencia en los medios de comunicación puede ser influyente", añade.

   No obstante, YouTube, según Primack, no se ha estudiado en este contexto y con un alto grado de rigor. "YouTube es un medio importante a analizar por un par de razones. Si se quiere aprender acerca de algo en general, a menudo se recurre a Google. Pero ahora cada vez más personas van directamente a YouTube para sus búsquedas, ya que proporciona información escrita, visual y discusión en grupo, todo junto. Como YouTube fue comprado por Google en 2006, a menudo hay enlaces de YouTube cuando se hace una búsqueda general en Google", explica.

   Otro de los autores, Brooke Molina, profesor de Psiquiatría y Psicología y director del Programa de Investigación de la Familia y la Juventud en de la Universidad de Pittsburgh, y sus colegas capturaron sistemáticamente los 70 vídeos más relevantes y populares de YouTube relacionados con la intoxicación por alcohol, de cuatro minutos de duración cada uno. Posteriormente crearon 42 códigos en seis categorías: características de vídeo, carácter sociodemográfico, la representación de alcohol, el grado de consumo de alcohol, las características asociadas con el alcohol y las consecuencias del alcohol.

   "En combinación, estos videos se han visto cerca de un tercio de mil millones de veces. Ellos tendían a involucrar más a los hombres que a las mujeres, y casi la mitad (44 por ciento) se refiere a una marca específica de alcohol. Aunque la intoxicación activa se muestra con frecuencia (86 por ciento), sólo unos pocos (7 por ciento) trataba sobre la dependencia del alcohol o el abandono del hábito. Había más "me gusta" cuando el humor estaba presente en oposición a cuando no había humor y más "sentimiento positivo" cuando se menciona un nombre de marca, cuando se mencionaba un licor y cuando 'lo atractivo' estaba presente. Sin embargo, hubo sentimiento menos positivos cuando se muestran las consecuencias emocionales o físicas negativos del consumo de alcohol", resume Primarck.

   "Creo que es especialmente importante que el licor se presenta con mayor frecuencia en los vídeos que se ven frecuentemente que contienen consumo excesivo de alcohol -destaca Molina--. Dado el alto contenido de alcohol de bebidas espirituosas y la poca capacidad de los jóvenes para regular su consumo de alcohol de una manera eficiente y calificada, esto significa que los jóvenes pueden tener un riesgo cada vez mayor de beber de manera peligrosa".

   "No estamos seguros de por qué las bebidas destiladas estaban comúnmente presentes, sobre todo cuando la cerveza se consume con mayor frecuencia en Estados Unidos y la gran mayoría de los vídeos proceden de Estados Unidos", destaca Primack. "Puede ser porque las bebidas destiladas tienen un alto contenido de alcohol, por lo que los consumidores pueden encontrar más vanguardista e interesante publicar y/o ver material relacionado con ellas", sugiere.

   Tanto Primack como Molina creen que YouTube podría también usarse para educar a los espectadores sobre la realidad de alcohol. "Sería de gran valor para los defensores de la salud pública publicar este tipo de material. Es interesante que ninguno de los vídeos analizados se elaboró para este fin, algo que podría ayudar a 'igualar' los tipos de reseñas de forma que los vídeos más comúnmente vistos expongan con mayor precisión las verdadaderas consecuencias del consumo de alcohol", propone Primack.

   "Me parece una oportunidad perdida porque puede ser un gasto relativamente bajo involucrarse en la creación y publicación de vídeos de YouTube. Por ejemplo, recuerda que la Fundación ELA obtuvo un gran triunfo a la hora de recaudar dinero y conseguir notoriedad para su organización a través del 'desafío del cubo de hielo', que implicó muy poco en términos de inversión inicial", señala.

   "Me pareció útil saber que los vídeos que contienen referencias al alcohol gustaron menos cuando se trataba de lesiones o intoxicación --agrega Molina--. Es una muy buena noticia, ya que sugiere que puede haber formas de incorporar el humor para atraer a los espectadores y las consecuencias negativas del consumo excesivo de alcohol para educales. Sin embargo, los mensajes de prevención pueden necesitar ser cada vez más creativos y de captación para tener un efecto".

   Una futura línea de investigación puede abordar el volumen de información relacionado con la marca y las imágenes presentes en YouTube, según Primack. "Hubo un total de 55 referencias a marcas de alcohol en sólo 70 vídeos. Como se producen diversas referencias a marcas en algunos vídeos, esto equivalía al 44 por ciento de todos los vídeos que tienen una referencia de marca. Esto es importante porque las referencias a las marca son conocidoas por ser particularmente potente en términos de fomento de la bebida. Incluso si estas referencias no fueron colocadas por la industria, aún pueden funcionar como publicidad", advierte.