2 de junio de 2006

La AEP pide que el calendario de vacunación incluya la varicela y que se "destierre la etiqueta de enfermedad benigna"

VALENCIA, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Española de Pediatría (AEP), recomendó hoy la inclusión de la vacuna de la varicela en el calendario autonómico de vacunación a partir de los 12 meses --en estos momentos se incluye pero con menores a partir de los 10 años-- ya que hasta esa edad, el 90 por ciento la han pasado ya, por lo que como medida de salud pública "tiene muy poco valor", aseguró el coordinador del Comité Asesor de Vacunas (CAV) de la AEP, Enrique Bernaola.

Bernaola, que asiste a 55º Congreso de la AEP celebrado en el Palacio de Congresos de Valencia, destacó que esta vacuna todavía no está cubierta por la sanidad pública para toda la población infantil --actualmente se producen unos 450.000 nacimientos al año--, y apuntó que "todos los años" se produce algún fallecimiento por causa de esta afección, por lo que advirtió que a partir de este congreso "queremos quitar la etiqueta de que es una enfermedad benigna que hay que padecer".

En este sentido, indicó que la cantidad de enfermos que produce la varicela es "muy importante", y que no hay "ningún inconveniente" que impida que se aplique la vacuna a esa temprana edad porque es "segura y eficaz, y además "ahorra dinero". Así, destacó que "por cada euro invertido en esta prevención se recupera 1,6 euros", según indicó basado en un estudio de coste-beneficio del doctor Javier Díez.

Asimismo, Bernaola explicó que, desde la AEP recomiendan que se incluya en el calendario de las comunidades autónomas, junto a la varicela, las vacunas frente a la tos ferina para los adolescentes y los adultos, así como la vacuna conjugada contra la infección de neumococo para menores de cinco años.

Respecto a la recomendación de aplicar la vacunación neumocócida indicó que ésta "ha demostrado ser eficaz y segura frente a enfermedades como la meningitis". Además, criticó que si no se implanta en España "nos iremos quedando a la cola del resto de Europa en cuanto a los calendario vacunales".

El coordinador del CAV advirtió de que la no inclusión de estas vacunas en los calendarios oficiales puede derivar en tres problemas; el primero de carácter económico, "ya que las familias tienen que cubrir el coste de este servicio"; el segundo es que no se logra la cobertura total, que si no supera un alcance del 95 por ciento de la población a la que va dirigida, estas medidas no logran su mayor eficacia. En tercer lugar, explicó que la parición de esta infección "resultan más cara a la administración pública", debido a los gastos hospitalarios y de atención en urgencias que conllevan, apostilló el pediatra.

ROTAVIRUS Y PAPILOMA

Por otro lado, Bernaola anunció que durante el congreso, que se clausurará mañana y en el que se dan cita más de 1.700 especialistas en pediatría, analizarán "en profundidad" la vacuna del rotavirus y la del papiloma humano --es el virus que produce el cáncer de cérvix-- ya que estarán disponibles en el mercado nacional "en unos meses".

En nuestro país aparecen cada año entre 2.000 y 3.000 casos de infección por papiloma virus, que según indicó, es produce el segundo tipo de cáncer más frecuente en las mujeres por debajo de los 40 años. El problema está, destacó, en que una mujer puede resultar infectada y no se puede descubrir sino se le practican las pertinentes citologías, práctica a la que se somete el 50 por ciento de la población femenina a partir de los 30 años, apuntó.

En este sentido, Bernaola advirtió que en el 80 por ciento de las infecciones por papiloma virus no deriva en cáncer, ya que, o se detecta y se controla, o es el propio organismo el que lo depura.

El pediatra explicó que "somos la pieza fundamental" en la labor de prevención de esta enfermedad, ya que es una infección que se contagia por vía sexual, debemos vacunar a las niñas en la preadolescencia, antes de que empiecen a tener relaciones sexuales.

En cuanto al rotavirus, Bernaola señaló que esta es la primera vacuna oral contra este virus "altamente contagioso" que protege frente al 96 por ciento de las gastroenteritis infantiles graves originadas por su infección.

Por otro lado, apuntó que hay que "plantearse" la aplicación a toda la población infantil de la vacuna de la gripe, porque son la fuente principal del contagio, y además son los que más resultan hospitalizados por sus síntomas, así como la de la de la hepatitis A en la gente joven.

Al respecto, advirtió que al no estar muy extendida en España "hay mucha gente joven susceptible de contraerla" y puede llegar un momento en el que comiencen a aparecer brotes en la población situada por debajo de los 35 años.