20 de julio de 2015

AECOSAN explica las ventajas del nuevo etiquetado de alimentos

AECOSAN explica las ventajas del nuevo etiquetado de alimentos
AECOSAN

MADRID, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN), dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, ha lanzado la campaña 'El etiquetado cuenta mucho' con el objetivo de mostrar a la población las ventajas de la información alimentaria facilitada al consumidor.

Este nuevo etiquetado, que se rige por la normativa europea, es "especialmente importante" para la protección de las personas alérgicas o intolerantes, que ahora tienen la información sobre alérgenos con un tamaño mínimo de letra y tipografía que los diferencia del resto de ingredientes. Además, por primera vez se hace extensible la obligación de la información sobre alérgenos en los alimentos no envasados (comercio minorista y restauración).

En concreto, el actual etiquetado se rige por el Reglamento (UE) número 1169/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo del 25 de octubre de 2011 sobre información alimentaria facilitada al consumidor, que se aplica desde el 13 de diciembre de 2014, excepto las indicaciones relativas a la información nutricional, que serán aplicables a partir del 13 de diciembre de 2016.

El propósito es conseguir un alto nivel de protección de la salud y garantizar el derecho a la información de los consumidores. De hecho, el Reglamento se aplica a todos los alimentos destinados al consumidor final.

Así, y en el marco de esta campaña, que arranca este lunes y finaliza el 31 de julio, AECOSAN ha puesto a disposición del consumidor el sitio web 'http://eletiquetadocuentamucho.aecosan.com/', donde pueden encontrar información muy amplia acerca de este tema, como la legislación, material divulgativo, las preguntas más frecuentes o las novedades del etiquetado.

PRINCIPALES CAMBIOS EN EL ETIQUETADO

Los principales cambios producidos en el etiquetado se basan en la mejorar de la legibilidad, para lo cual las menciones obligatorias se imprimirán de manera que se garantice una clara legibilidad en caracteres con un tamaño de letra de al menos 1,2 milímetros con carácter general.

La información obligatoria se indicará en un lugar destacado, fácilmente visible, claramente legible y, en su caso indeleble. No estará disimulada, tapada o separada por ninguna otra indicación o imagen, ni por ningún otro material interpuesto.

Asimismo, las sustancias que causan alergias o intolerancias se destacan en la lista de ingredientes con un tamaño mínimo de letra y mediante una tipografía que las diferencie del resto de ingredientes. Los alimentos sin envasar también deben informar de las sustancias que causan alergias o intolerancias.

Finalmente, se mostrará la indicación del origen vegetal específico de los aceites y grasas vegetales. Además, en la información nutricional obligatoria figurará el valor energético, grasas, grasas saturadas, hidratos de carbono, azúcares, proteínas y sal.