27 de marzo de 2006

Unos 6.000 estudiantes de Psicología manifestaron en Madrid para pedir el reconocimiento como profesión sanitaria

MADRID, 27 Mar. (EUROPA PRESS) -

Entre 6.000 y 7.000 estudiantes de Psicología de España, según datos de los organizadores, se manifestaron el sábado por la mañana en Madrid para reivindicar el reconocimiento de esta licenciatura como profesión sanitaria.

La manifestación, convocada por el Colectivo de Estudiantes de Psicología, se inició a las 12.00 horas en el Ministerio de Sanidad y Consumo, pasó por delante del Ministerio de Educación y terminó en la Puerta del Sol, donde se leyó un manifiesto en el que se "exigía" al Gobierno que se considere a los psicólogos como profesionales sanitarios.

Asimismo, el colectivo reclamó un aumento de la atención psicológica, un mayor número de plazas de Psicólogo Interno Residente (PIR) y competencias sanitarias para el título de Grado en Psicología y las distintas titulaciones de Post-grado que lo requieran.

"Exigimos que el Gobierno abra un diálogo y una negociación con los estudiantes, en especial el Ministerio de Sanidad, que es el que más trabas nos pone", señaló Enrique Chacón, uno de los portavoces del colectivo, en declaraciones a Europa Press.

Los psicólogos recuerdan, igualmente, que el PSOE defendió en la pasada legislatura que la licenciatura de Psicología se incluyera en la Ley Orgánica de Profesiones Sanitarias (LOPS), y prometió cambiar esta normativa cuando llegase al Gobierno, aunque el 29 de noviembre de 2005 los socialistas, dicen, faltaron a su palabra y votaron en contra de una iniciativa presentada por IU en el Congreso de los Diputados.

Asimismo, el Consejo General de Colegios Oficiales de Psicólogos, que apoya estas movilizaciones, afirma que el 90 por ciento de los ciudadanos considera a los psicólogos como profesionales sanitarios, y más de 200 organizaciones políticas, sociales y sindicales apoyan la reivindicación de este colectivo, al considerarla "justa y necesaria".

Según el Consejo, no reconocer a la Psicología como profesión sanitaria aumentará el gasto público, por tener que reconvertir las plazas de psicólogos de la administración en plazas de especialista, y puesto que puede favorecer que se dispare el gasto en psicofármacos. Además, se dificultaría la integración de la Psicología en el Sistema Nacional de Salud (SNS), impidiendo la mejora del mismo.