19 de abril de 2006

Un 47% de los españoles aceptaría el copago de 1 euro por receta médica para financiar el Sistema Nacional de Salud

El 79% de los ciudadanos están satisfechos con los servicios sanitarios, aunque critican las listas de espera y piden más médicos

MADRID, 19 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 47% de los españoles aceptaría el copago de 1 euro por receta médica para financiar el Sistema Nacional de Salud, según los resultados de un estudio sobre 'Confianza en el Sistema Nacional de Salud', elaborado por la Fundación Biblioteca Josep Laporte y la Universidad de Harvard mediante 3.010 entrevistas aleatorias realizadas en todo el territorio nacional.

Según este estudio, presentado hoy por el doctor Albert Jovell, director de la Fundación, y el profesor de Política Sanitaria de la Universidad de Harvard Robert J. Blendon, la aceptación del copado es menor en otros suplementos, como pagar 2 euros por cada visita al médico de atención primaria (30%) o abonar 10 euros por hospitalización (23%).

Asimismo, la investigación destaca el elevado grado de satisfacción de los españoles con el sistema sanitario (79%, ocho puntos más que hace quince años), porcentaje que resulta más elevado entre los mayores de 65 años.

Pese a ello, un 58% de ciudadanos opina que se necesitan cambios importantes en la asistencia sanitaria en España (siete puntos más que en 1991), frente al 28% que cree que sólo se necesitan pequeños cambios (nueve puntos más que hace quince años) y un 13% que apuesta por una reestructuración completa (quince puntos menos).

El estudio también pone de manifiesto el elevado grado de confianza en el trabajo que se realiza en centros médicos o públicos de asistencia primaria (78%), hospitales públicas (75%) e industrias farmacéuticas (69%), por encima de otras instituciones como universidades, medios de comunicación, bancos, compañías aéreas y telefónicas o el Gobierno.

Esta percepción se traslada al ámbito de las profesiones: un 66% tiene mucha confianza en los científicos de cara a que intentan hacer lo mejor para la sociedad; un 64% en médicos de hospitales; y un 62% en médicos de cabecera. La confianza es mucho menor en profesores de primaria y secundaria (49%) y de universidad (45%); en periodistas (23%); en abogados y economistas (20%) y en políticos (11%).

En cuanto al ejercicio de sus tareas de forma responsable, los profesionales sanitarios más valorados son los médicos de atención primaria (61%), seguidos de profesionales de enfermería (59%), farmacéuticos y médicos de hospitales (56%) y dentistas (42%).

LAS LISTAS DE ESPERA, PRINCIPAL PROBLEMA.

En cuanto a los problemas más importantes del SNS, el 29% destaca las listas de espera; el 17% las listas de espera para especialistas; el 14%, para intervenciones quirúrgicas; y el 11% para médicos de familia. También se queda un 8% de falta de atención al paciente, y un 7% de acumulación de personas.

Preguntados sobre iniciativas para mejorar la asistencia sanitaria, un 25% aboga por contratar más médicos; un 13% por más personal y más hospitales o centros; y un 12% por mayor inversión económica. A este respecto, un 56% de ciudadanos considera "insuficiente" la inversión destinada a sanidad y, entre quienes piden más inversión, un 14% se muestra a favor de aumentar los impuestos y un 82% prefiere otras partidas presupuestarias.

En caso de aumento de impuestos, la mayoría se decanta por subir la fiscalidad de alcohol y tabaco (76%) frente al IRPF (24%) o los impuestos sobre electricidad y carburantes (7%).

El doctor Jovell resaltó, igualmente, la preocupación existente entre los ciudadanos por no poder recibir asistencia médica porque no se la pueda pagar (al 70% le preocupa mucho), así como por la limitación que perciben en los médicos de atención primaria a la hora de ofrecer a los pacientes la asistencia necesaria (56%).

AUMENTAN LOS SEGUROS PRIVADOS.

Por otro lado, el estudio pone de manifiesto que ha aumentado el porcentaje de personas que tienen un seguro médicos privado, pasando del 17% en 1991 al 24% en 2006 (35% en el caso de Madrid y Barcelona).

Además, un 85% de encuestados asegura saber poco o nada sobre cómo está organizado y financiado el SNS. Así, sólo el 33% sabe que las CC.AA. financian los hospitales públicos (un 50% cree que es la Seguridad Social y un 11% el Ministerio de Sanidad).

Sobre sus derechos como pacientes, un 54% dice conocerlos, aunque sólo un 21% conoce alguna Carta de Derechos de los Pacientes de su comunidad autónoma. Igualmente, un 81% afirma que sabe cómo se llama su médico de cabecera, algo que no ocurre con los dirigentes políticos sanitarios: el 82% no conoce el nombre del consejero de Salud de su CC.AA., y el 71% desconoce el de la actual ministra de Sanidad y Consumo.

El profesor Blendon, que intervino en la presentación del estudio a través de una conferencia telefónica desde Boston (Estados Unidos), destacó el aumento del grado de satisfacción en España con el sistema sanitario en comparación con Estados Unidos, y advirtió que en España, como en el resto de países occidentales, será necesario establecer fórmulas como el copago o el aumento de impuestos para hacer frente a la financiación del sistema sanitario y a las necesidades de sus ciudadanos.